América en llamas: clima extremo por calor o sequías aumentan los riesgos y falta trabajo de prevención en los países ante la imprudencia del ser humano

El fuego se extiende por el Delta del Paraná y Córdoba en grandes extensiones y durante las ultimas semanas, entre otros focos que afectaron Áreas Naturales Protegidas en Chaco y Corrientes (Argentina), en el Pantanal (Brasil y Paraguay) y en California (EE.UU.), entre otros muchos lugares del mundo.

 

Fuente: Gobierno de Córdoba, ONG Periodistas x El Planeta, Libertad Digital, redes sociales

AMÉRICA DEL SUR (25/8/2020).- Durante la jornada de este lunes continuaron la lucha contra los incendios forestales en Córdoba, Argentina. Iniciaron hace más de una semana y avanzó sobre bosques, zonas urbanas, hay animales muertos y evacuados, personas que debieron abandonar sus casas en varias localidades ya que los focos están fuera de control.

“Se evacuaron a los vecinos de La Tramontana y Ojo de Agua a partir del avance de las llamas, que ya acechaban a Capilla del Monte. Una imagen de la zona, a las 5 de la tarde de este lunes 24. Hay fuego en la falda del cerro Uritorco”, señaló el periodista Patricio Eleisegui en su cuenta de twitter.

Bomberos Voluntarios, Defensa Civil, Plan de Manejo de Fuego, trabajaron durante toda la jornada. Los aviones hidrantes y los helicópteros, tanto de la Provincia como de Nación operaron en la zona. “Al cerrar la jornada, se están planificando las maniobras para la madrugada, el recambio de personal y la estrategia a seguir cuando amanezca”, informaron desde el Gobierno de Córdoba.

En el norte de la provincia se atraviesa una de las peores sequías de la historia, hay más de 150 personas evacuadas y cientos de viviendas afectadas.

En Corrientes, un incendio afectó al Parque Provincial San Cayetano que tiene alrededor de 80 hectáreas. Estiman que la mitad de la superficie fue consumida por las llamas. Es un área donde hace más de 40 años se estudia a especies de fauna y flora, indicó el diario época.

Los satélites de la NASA toman en tiempo casi real los focos de incendio en todo el mundo. El despliegue de los focos asusta. Buena parte del mundo está en llamas. Puede verse la cantidad de focos en América, especialmente en la región sur, y en el registro de Argentina.

Pueden identificarse los focos de incendio en la zona norte de la provincia de Córdoba, y los que se desarrollan en el Litoral, y que provoca serias complicaciones y evacuaciones de poblaciones de Santa Fe, Entre Ríos, Corrientes y provincia de Buenos Aires.

 

Alejandro Inti Bonomo, especialista en Ciencias Ambientales:  “A la vez que propiciamos más sequías e incendios, nos preparamos menos para las inundaciones”

El Lic. Inti Bonomo es director de la carrera de Gestión Ambiental en la UADE, y habló con el diario Libertad Digital sobre los incendios forestales, sus consecuencias, la Ley de Humedales que se presentó en el Senado de la Nación y la reforma de la Ley de Bosques.

Hay dos factores que se entrecruzan y un tercero que le pone pimienta: el primero tiene que ver con las prácticas destructivas de siempre para limpiar un terreno a eso se le suma un contexto de sequía”, marcó.

“El tercer factor es el cambio climático que hace a las sequías cada vez más intensas, frecuentes y extensas”, añadió.

“Más incendios generan más condiciones para la sequía y tanto las masas boscosas como los humedales absorben agua y cuando hay una lluvia intensa, al no tener estas tierras no hay quien absorba el agua y termina yendo a una ciudad o pueblo”, precisó.

“A la vez que propiciamos más sequías e incendios, nos estamos preparando menos para las inundaciones en términos ecosistémicos”, afirmó.

“Estamos transitando el peor de los escenarios posibles y requiere medidas drásticas”, sostuvo. “Las medidas deben venir desde los municipios armando capacitaciones y corta fuegos, desde las provincias asistiendo para que eso suceda y desde Nación tiene que haber un marco regulatorio que pueda dar respuesta esto”, marcó.

“También tiene que aparecer el Congreso. Está en puerta una Ley de Humedales y una reforma de la Ley de Bosques. Desde todos los sectores del arco político hay una voluntad de avanzar pero no está pasando”, aseveró.

 

Por otra parte, este martes el ministro de Ambiente de la Nación, Juan Cabandié, informó que el gobierno nacional envió 3 aviones y un helicóptero a Córdoba para combatir el fuego y sumó 62 nuevos brigadistas en el Delta, donde la Justicia debe actuar urgente por el ecocidio. “En los próximos días, el presidente Alberto Fernández  anunciará políticas públicas ambientales que llevaremos adelante”, adelantó el funcionario en su cuenta oficial de twitter.

Países de las Américas en llamas

Desde Estados Unidos a la Argentina, se registran focos de incendios forestales fuera de control. “Estamos en medio de una crisis sanitaria. En Argentina, por ejemplo, llevamos seis meses de encierro a causa del Covid-19. Sin embargo, la destrucción de la naturaleza avanza: los desmontes ilegales continúan, los incendios forestales no solo no se redujeron, sino que están adquiriendo proporciones cada vez más alarmantes, extendiéndose en Corrientes, Santa Fe, Entre Ríos, Chaco, Córdoba”, resumen desde Periodistas x El Planeta.

“Estamos destruyendo nuestra casa: la única que tenemos. Estamos atentando contra nosotros mismos, haciendo cada vez menos posible nuestra supervivencia”, reflexionan desde la ONG compartiendo imágenes de los mapas que muestran el avance del fuego.

La biodiversidad es el escudo de la humanidad, la mejor defensa ante nuevos brotes de enfermedades zoonóticas. Mientras menor sea esta biodiversidad, más expuestos , más vulnerables estaremos las personas. Es un planeta, es una salud única.

“Nuestro sistema económico se basa en la destrucción de ecosistemas naturales. Pero, no hay progreso con enfermedad, no hay salud con un planeta tan herido. La economía y la ecología son juntas o no son nada”, remarcaron.

Los incendios forestales y la crisis climática

El fuego es un elemento natural de muchos ecosistemas, como sabanas, praderas y bosques boreales, en los que juega un importante papel ecológico al reciclar los nutrientes de vuelta al suelo, eliminando la vegetación vieja y destruyendo las plagas.
.
Sin embargo la Crisis Climática y las intervenciones humanas están alterando estos ciclos de fuego con consecuencias negativas: los incendios forestales se han hecho más frecuentes en los últimos años.
.
¿Cómo influye la crisis climática en los incendios forestales? Cuando las temperaturas son altas, los árboles absorben gran cantidad de agua del suelo y la liberan a la atmósfera a través de sus copas. Este proceso seca tanto la vegetación como los suelos, haciéndolos más inflamables y si a eso le sumamos suficiente viento para proporcionar un suministro constante de oxígeno, toda esta materia orgánica actúa como combustible para los incendios forestales. Lo mismo ocurre en regiones que sufren sequía.
.
Una proyección en 2015 estimó que, para 2050, habrá un 27% más de incendios forestales a nivel mundial que en el 2000.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *