Promoción forestal: este año la Nación aún no destinó a Misiones fondos del pago del incentivo de la Ley 25.080 y la deuda asciende a más de 300 millones de pesos

Así lo confirmó el subsecretario de Desarrollo Forestal del Ministerio del Agro y Producción, Juan Ángel Gauto, al informar respecto a la dinámica de pagos de planes forestales de la Ley 25.080 y del Fondo de Seguro Verde “vigente”, que aseveró que a la fecha, este año la Nación aún no destinó fondos del régimen de promoción. “Tenemos en trámite de resoluciones de pago  por un monto de más de 30 millones de pesos para ser destinados a los productores misioneros, sería el primer movimiento del año de concretarse próximamente”, explicó.

Por Patricia Escobar 

@argentinaforest

MISIONES (13/5/2020).- La pandemia por coronavirus afectó a todas las actividades productivas. En el caso de la foresto-industria en toda su cadena de valor (desde el vivero, plantación, cosecha forestal, aserraderos, muebles hasta la construcción con madera, servicios y logística en general), pasan en la actualidad por diferentes dificultades de mercado, y atraviesan varias etapas entre marzo a mayo por la cuarentena obligatoria, con todos los problemas que la misma generó en la economía.

De a poco se van recuperando actividades en las distintas jurisdicciones. “En Misiones se fueron gestionando habilitaciones para operar ante los organismos públicos competentes, o innovando con propuestas que respondan a la emergencia sanitaria desde la provincial al país”, indicó el subsecretario de Desarrollo Forestal, Juan Ángel Gauto.

Sobre este último aspecto, fue noticia la producción de camas que se destinó a Buenos Aires y el funcionario adelantó que “ahora hemos presentado a la Cancillería Argentina una nueva propuesta de modulo sanitario para hospitales, en una acción conjunta entre gobierno de Misiones y sector privado”, dijo.

De la misma forma lo hizo el sector forestal de Entre Ríos, que ya se encuentra trabajando con el Ministerio de Agricultura, y tuvieron una primera experiencia de ampliación de un hospital en la provincia de Chaco, con un sistema constructivo de “Modulo Sanitario Trasladable” en madera, que fue instalado en solo 4 días.

 Cuarentena extendida

“Si bien se tenía conocimiento del plano mundial sobre la pandemia de coronavirus, sonaba lejano inicialmente en marzo que llegara al país, pero la globalización tiene su costo, y rápidamente el COVID-19 llegó al país y cambió la agenda del año 2020 a todos”, dijo el subsecretario de Desarrollo Forestal, Juan Ángel Gauto, al referirse en una entrevista con ArgentinaForestal.com respecto a la situación que atraviesa la producción primaria y la industria forestal en la provincia.

“Desde el gobierno hubo que trabajar sobre la marcha con nuevos escenarios, críticos y urgentes, para atender la demanda de los actores y de la sociedad en general. Recordemos que inicialmente ante la urgencia, en marzo, gran parte de la actividad quedó suspendida para poder trabajar, hasta que se fueron encontrando salidas, analizando el escenario y reconociendo a este sector en toda su cadena de valor como uno de los sectores exceptuados en la cuarentena por ser considerado como un Servicio Básico Esencial para responder a la emergencia sanitaria en el país”, explicó el funcionario.

De esta forma, gradualmente se fue encontrando una salida a la situación y las empresas comprendidas en el decreto de Necesidad y Urgencia del Presidente de la Nación fueron gestionando la solicitud de habilitación para trabajar. “En principio, fueron 200 empresas de las que nos ocupamos desde el ministerio de responder las solicitudes de activación en el proceso de la cuarentena en la provincia, hasta que el sistema nacional se consolidó y centralizó este trámite”, indicó Gauto.

Este contexto impactó en la economía entre abril y mayo principalmente, y por ello se mantuvieron en permanente diálogo con el Gobernador de Misiones y todo su equipo de gabinete, para analizar los pasos a seguir semana a semana. “Cada sector propone alternativas y en conjunto se va analizando cómo innovar desde las empresas para responder a la emergencia sanitaria que es una prioridad, mientras que se espera se recupere el mercado, que está condicionado a nivel país y a nivel mundial por la pandemia”, admitió el funcionario.

 

Mercado exportador concentrado en 20 empresas

En Misiones habría una veintena de empresas forestales que fueron habilitadas para exportar en tiempos de cuarentena. “La realidad es que antes de la pandemia, había unas 50 industrias en el mercado exportador que se estaban recuperando en diferentes nichos y destinos, pero se vieron reducidas a una actividad menor tras la cuarentena. Se registran caídas en algunas órdenes de compra, pero hay un grupo de una veintena de industrias que tienen consolidado su mercado en el exterior, con pedidos estables de China o EEUU. Sin dudas es un momento crítico del mercado para la actividad, por la falta de consumo y el impacto en la cadena de pago que es una realidad, pero más allá del panorama negro que se presentó por la cuarentena, es un sector que tiene todas las condiciones para recuperarse si la demanda se presenta”, sostuvo el subsecretario de Desarrollo Forestal.

En su análisis, estimó que la caída económica de la actividad en el proceso de la cuarentena rondaría en una afectación de un 50%, considerando las autorizaciones de habilitación solicitadas por las empresas para operar.

El desafío de recuperar al productor

Al ser consultado por ArgentinaForestal.com sobre el escenario actual de la actividad primaria, transitando los meses de otoño-invierno para la plantación de pino, sostuvo que “este año hay una caída en la actividad forestal en el segmento de los productores pequeños y medianos, aún mayor que años anteriores. Salvo las empresas forestales medianas y grandes que tienen un plan anual forestal planteado, hay que comenzar a trabajar en un proceso de recuperación en el sistema de promoción nacional de la Ley 25.080, un tema sobre el cual estamos dialogando con las autoridades de la Secretaria de Agricultura de la Nación”, dijo Gauto.

En la provincia, aseveró que “será todo un desafío entusiasmar a los productores misioneros para tratar de llegar a la modalidad de 5 hectáreas como en campañas forestales anteriores. Este nuevo proceso deberá ser acompañado con financiamiento del Estado para poder llevarlo adelante. El actual director nacional de Desarrollo Foresto-industrial, Daniel Maradei, es quien está en diálogo con las provincias y en el plano de la planificación de cómo se ejecutará esta nueva etapa el sistema de promoción, de pensar en cuál será el proceso de políticas públicas que se llevarán adelante para recuperar el ritmo de plantación anual y cuáles los aspectos técnicos, pero es preocupante el escenario ya que es el abastecimiento futuro de la industria maderera”, expresó el funcionario provincial.

En esa línea, respecto a la dinámica de pagos de planes forestales de la Ley 25.080 y del Fondo de Seguro Verde “vigente”, dijo que a la fecha, este año la Nación aún no destinó fondos del incentivo forestal. “Tenemos en trámite de resoluciones un pago de más de 30 millones de pesos para ser destinados a los productores misioneros, sería el primer movimiento del año de concretarse”, explicó.

Desde la provincia sostienen que se registra una deuda pendiente de planes forestales por 300 millones de pesos de los productores misioneros. “Estamos en diálogo con las autoridades nacionales, y planteamos que es necesario prever el presupuesto anual para el sector forestal por unos 700 millones de pesos a ejecutar a nivel país en 2020, ya que solo con Misiones la deuda del incentivo forestal asciende a 300 millones de pesos. De la ejecución del Seguro Verde no tenemos información, pero al ser una acción de la gestión anterior como un instrumento financiero voluntario, no podemos esperar respuestas ahora de este fondo, ya que no es un instrumento de Ley. Entendemos que hay que trabajar en la gestión de la normativa vigente, sobre lo seguro para el sector es discutir el Presupuesto Anual establecido bajo el régimen de la Ley 25.080 que fue prorrogada al 2029, y sobre este punto hemos realizado el planteo a la órbita nacional”, precisó Juan Gauto.

El funcionario informó también que en la provincia se decidió prorrogar el plazo, sin fecha definida por el momento, para la presentación de las certificaciones de tareas correspondientes al año 2018 del régimen de promoción forestal.

En cuanto a la actividad de los viveristas, admitió que “han quedado pocos los activos en plantines de pino, pero se apuesta a lograr este año unas 15 mil a 20 mil hectáreas en promedio como expectativa de oferta. En estos momentos, estamos trabajando en un estudio de actualización de la oferta, con datos estadísticos de 2014 a 2020 sobre superficies forestadas y superficies taladas, de manera de actualizar la información sobre la realidad del sector, ya que se trata de la materia prima que estará disponible a futuro, es el capital para industrializar a futuro”, expresó.

En tanto, para junio agregó que se preparan con el Plan Leña Renovable en su novena edición, y que se enmarca en la Ley XVI (106) de Dendroenergía. Desde la subsecretaria se encuentran realizando el relevamiento de campo para recabar información de la posible demanda de productores para la segunda etapa forestal del año, a fines de septiembre con la plantación de eucaliptos.

“El objetivo de este plan es incentivar el cultivo de eucaliptos para leña y acompañar a los productores con insumos y asesoramiento, de manera de lograr incrementar la superficie forestada con fines energéticos a fin de que se pueda sustituir definitivamente la leña proveniente del bosque nativo por la de bosques cultivados para la industrialización de los productos misioneros, como yerba mate o té”, precisó Gauto.

Innovación ante la emergencia sanitaria

Desde el Ministerio del Agro y Producción mantuvieron encuentros de diálogos virtuales con el equipo del gabinete forestal y las cámaras madereras empresarias para analizar semana a semana el movimiento de la actividad y alternativas de innovación y respuesta de oferta posible de fabricación de productos como camas de madera, equipamientos y módulos sanitarios hospitalarios.

Al respecto, Gauto se refirió al prototipo elaborado por la APICOFOM que fue presentado a la Cancillería Argentina y al gobierno nacional, del diseño un Modulo de Internación y Asistencia Médica como programa de asistencia sanitaria desde el sector forestal para responder a la necesidad de la pandemia en el país o cualquier otra ciudad del mundo que requiera una respuesta a la demanda por COVID-19. “El sector forestal viene acompañando en forma responsable con construcciones sustentables, innovación y respuestas a las necesidades del mercado. Desde las políticas públicas, desde la provincia, se prioriza la acción y la contribución local, acompañando al sector en estas propuestas innovadoras”, dijo el funcionario.

De esta forma, concluyó en la entrevista en que “la industria maderera dispone de una capacidad instalada para la producción de  20 mil camas semanales; por otro lado, con la fábrica de Viviendas Industrializada de Madera se puede lograr a responder a una demanda de 5 mil casas-parte por año; hay unos 40 aserraderos que tienen posibilidades de atender el mercado externo ya que han invertido en tecnología industrial para remanufacturas y otros nichos del mercado internacional, solo falta la demanda sostenida. A eso nos referimos cuando hablamos de que la oportunidad está presente para este sector estratégico para la provincia, y donde la información actualizada será clave para los desafíos que se deberán enfrentar post pandemia”, analizó el funcionario.

El dato oficial es que en Misiones se dispone de un patrimonio forestal de 405 mil hectáreas forestadas al 2020, y el nivel de tala rasa se mantiene en el orden de 10 mil a 12 mil hectáreas por año, con un ritmo de plantación anual en promedio de 15 a 20 mil hectáreas.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *