Ibán Carpintero, director de Holzbau Fórum España: “La madera es un material inmejorable para la construcción sostenible e insustituible en la lucha contra el cambio climático”

Así lo afirma el arquitecto madrileño del estudio BAUMAD (Arquitectura Eficiente en Madera) y director del Fórum Internacional Construcción con Madera en España, miembro y representante de Holzbau Fórum, plataforma ligada al mundo académico, de la investigación y formación profesional en toda Europa. En una entrevista exclusiva con ArgentinaForestal.com en la ciudad de Madrid, el organizador del congreso que se celebró los días 9 y 10 de junio en Pamplona, resumió las grandes prestaciones que ofrece este material en el sector de la edificación, desde la sostenibilidad, la huella de carbono y el bienestar humano. La organización retomó su segunda edición presencial tras la pandemia, con la asistencia de 400 profesionales españoles y más de 40 empresas europeas expositoras.

 

Por Patricia Escobar

@argentinaforest 

 

MADRID (18/6/2022).-El Palacio de Congresos Baluarte de la ciudad de Pamplona, en Navarra, fue el centro del encuentro internacional de construcción con madera en España, organizado por la plataforma Holzbau Fórum en colaboración con la Cátedra Madera Onesta de la Universidad de Navarra, logrando reunir los días 9 y 10 de junio a representantes de instituciones, profesionales y las principales empresas de la construcción con madera en el mundo, como las procedentes de Alemania, Europa central o países del Este, entre otras, para intercambiar la información más actualizada del sector.

Ibán Carpintero, director del Fórum Internacional de Construcción con Madera en España, miembro y representante de Holzbau Fórum, detalló en una entrevista exclusiva con ArgentinaForestal.com en Madrid, los temas abordados y las conclusiones del encuentro que resultó con alto interés, más de 400 inscriptos y unas 40 empresas europeas líderes que participaron de la exposición.

El congreso se desarrolló con diferentes ponencias de especialistas de reconocimiento internacional que generaron mesas de debate en la que expusieron a la madera como un material para la construcción de edificios, de consumo energéticamente eficientes y un aliado insustituible en la lucha contra el cambio climático por la captación de CO2; además de sus cualidades naturales y facilidad de manejo y procesamiento de industrialización que la hacen un material óptimo de la arquitectura moderna.

De la apertura del Congreso participaron Enrique Maya, alcalde de Pamplona; la consejera delegada de Desarrollo Rural y Medio Ambiente del Gobierno de Navarra, Itziar Gómez; junto al arquitecto Carpintero, director del Fórum Holzbau.

En la oportunidad, se refirieron a la importancia de la apuesta pública y privada por cambiar las reglas del juego en el sector de la construcción en un momento clave, donde las nuevas tecnologías y sistemas de fabricación están cambiando el paradigma constructivo con gran protagonismo al uso de la madera, ya que es un material que ofrece nuevas soluciones que pueden contribuir a reducir el impacto ambiental, a mejorar la salud de las personas y generar sostenibilidad económica y social para el desarrollo local.

“Navarra se sitúa a la cabeza en reforestación y facilita la incursión de la madera en los mercados, como el de la construcción, para convertir este mundo en más sostenible”, comentó al respecto Itziar Gómez, durante su intervención en el Palacio de Congresos de Baluarte, exponiendo una realidad que todavía no logró extenderse a otras regiones de España, ya que aún hay muchas zonas que no renuncian al hormigón y al acer

El primer panel de congreso fue moderado por el arquitecto Carpintero, y abordó fundamentos que responden por qué es la madera el material de construcción del Siglo XXI. Respecto a las lecciones que ha dejado la historia de la madera, se planteó que es una realidad que se han perdido generaciones de cultura de saberes y una tradición ancestral respecto al uso de la madera, y es un oficio identificado como materia pendiente a recuperar, según lo reconoció en el panel inicial del Congreso el prestigioso arquitecto y miembro de la Real Academia de Bellas Artes, Enrique Nuere, quien repasó el oficio de los carpinteros, auténticos conocedores de la madera.

“Sólo así se comprende que grandes construcciones como la catedral de Teruel, que data de 1261, o los incontables ejemplos del arte mudéjar que inundan la península, hayan perdurado y sean un símbolo de resistencia al fuego y, sobre todo, al paso del tiempo. La conservación patrimonial nos desvela grandes monumentos que han sido construidos en madera, dando buena muestra de las grandes prestaciones y durabilidad de un material que debe recuperarse. De hecho, hasta principios del siglo XX se construía todo en madera, incluso con la llegada del acero, los carpinteros mantenían su oficio. No cabe duda que la madera es el material del futuro y su resistencia dependerá de su orientación perpendicular o vertical a la fibra, dentro de la posición de compresión y/o atracción. En cierto modo, hay que recuperar el conocimiento de los oficios, para aprender a manejar la madera y construir con vocación de perdurabilidad en el tiempo”, reconoció Nuere en su exposición.

En cuanto a los cambios logrados en la actualidad a través de la digitalización en la madera, Achim Menges, del Instituto de Diseño y Construcción Computacional de Stuttgart, expuso en su disertación en el Congreso las posibilidades que ofrece la tecnología digital para el diseño con madera, y sobre cuáles son las distintas soluciones constructivas en madera que podrían obtenerse con la herramienta con mediciones digitales.

 

Trabajos de ingeniería desde el Instituto de Diseño Computacional de Stuttgart, para llevar al límite la construcción con madera, como el BUGA Wood Pavilion.

El ejemplo fue la cubierta Landesgarnschau Exhibition Hall, un auténtico trabajo de ingeniería, que se construyó en 2014 como si fueran piezas de un puzle. A partir de entonces, desde el Instituto de Diseño y Construcción Computacional se ha ido añadiendo más complejidad, a la vez que se intentaban resolver problemas relacionados con la acústica, a partir de la envolvente y, muy especialmente, mejorar la precisión en la construcción. De ahí que se mostrarán otros casos de éxito como BUGA Wood Pavilion (2019), también a modo de bloques encajables, pero con la diferencia de incrementar la automatización del proceso y optimizar la iluminación interior de este pabellón abierto.

Mientras que la Urbach Tower es un espectacular mirador, y también uno de los proyectos más audaces, cuyos enormes paneles de madera se han torsionado de forma natural, a partir de la humedad de la propia madera, sin renunciar a la rigidez del propio material. “Nuestro cometido es descubrir las nuevas posibilidades inherentes a la madera, mediante el uso de tecnologías digitales, para analizar las nuevas posibilidades que se ofrece con la construcción en madera”, explicó Achim Menges.

 

Urbach Tower.

Por su parte, Fermín Olabe Velasco, ingeniero de Montes y director de Servicio Forestal y Cinegético del Gobierno de Navarra, durante su conferencia hizo especial hincapié en la visión estratégica en el uso de la madera, no sólo desde el punto de vista de las características propias, dependiendo de la región a la que pertenezca, sino en el correcto uso de la madera y apostar por la reforestación, para un correcto uso de los recursos forestales.

“El sector forestal está habituado a vivir en la potencialidad. Hoy la situación es muy favorable aunque tremendamente volátil, y nos encontramos ante una gran oportunidad. Hay que dar el paso definitivo, sabiendo que en el camino hay muchas cosas por hacer”, planteó el funcionario.

Entre ellos, elaborar y desarrollar planes estratégicos realistas, que posibiliten una visión integral de los sistemas forestales, que fomenten el uso de los recursos y a la vez la conservación de los valores naturales de los bosques. “Traducir en hechos concretos la innegable función estratégica del sector”, sostuvo Olabe Velasco.

Arq.  Ibán Carpintero, director del Fórum Internacional de Construcción con Madera en España

AF: ¿Cómo concluyó la 2da edición del Fórum Internacional de Construcción con Madera España 2022?

Ibán Carpintero: En la convocatoria hemos cubierto nuestras expectativas, esperábamos mantener el interés del primer congreso realizado en 2019, y hemos logrado superar en asistencia, logrando 400 inscriptos. Teníamos dudas de mantener el interés en la temática, después de la pandemia retomar la agenda no era sencillo, aunque quedó demostrado que sigue estando y más aún. Hemos superado a la primera edición en convocatoria y en cuanto a empresas expositoras contamos con más de 40, superando también en cantidad y calidad.

En esta segunda edición se han sumado empresas más importantes y más completas, llegando de distintos países de Europa que es donde están las firmas más fuertes. Del Congreso participaron empresas de Alemania, Austria, Suiza, Polonia, Francia. En cambio, entre los asistentes, la mayoría eran españoles, desde profesionales, investigadores, estudiantes, empresarios de promotoras inmobiliarias (venden casas), y hasta contamos con delegaciones de instituciones de formación profesional del País Vasco y Navarra, que son muy avanzados en construcción con madera.

Este es un congreso muy específico, con invitaciones especiales y ponentes de prestigio internacional. No es una feria ni abierta al público general, está enfocado a lograr acercar a profesionales con las empresas y la innovación en materiales de madera para la construcción.

Por otra parte, es un evento que apuntó, más allá de las disertaciones del congreso, a provocar el networking y la conexión personal, generando la exposición un marco propicio para que los asistentes puedan consultar a los oradores sobre las tecnologías expuestas. En paralelo, durante los dos días del congreso intentamos crear también un ambiente relajado y que todos los asistentes tengan la oportunidad de conversar con el ponente o especialistas que llegaron al Fórum. Lo que se busca es promover la interrelación entre los asistentes, y que estos contactos permiten proyectos a futuro.

Holzbau Fórum tiene como regla trabajar mucho las sinergias, contactos, proyectos, provocar esa relación más humana, más natural. Esa es una identidad que tienen los fórum.  En Pamplona se realizó la Cena de Gala para concretar este encuentro en el Claustro de la Catedral  que cedieron para el evento, y todo resultó muy ameno y en un clima más distendido.

El Fórum se repetirá todos los años en España, la idea es que los asistentes se lleven conocimientos y se interesen en volver a participar. En todos los países la organización internacional realiza un evento anual, respetando el espíritu establecido que está muy bien marcado. No se transmite por streaming, ya que se prima lo presencial y la interacción de los profesionales y empresarios que asisten al congreso. Es muy poco el audiovisual que realizamos, nada se da a conocer ni se sube por las redes sociales. Hay que estar allí. Las charlas tampoco se suben a internet.

Al final del congreso, entregamos a los asistentes una publicación impresa con un resumen de las conferencias técnicas de los ponentes. No se trata de un evento de promoción comercial, sino de formación.

En el caso de España siempre intentamos realizarlo a finales de mayo o principios de junio. Ese es el abanico en que nos queremos mover, y nuevamente la ciudad será Pamplona.

AF: ¿Cómo se vinculó con Holzbau Fórum para lograr la edición española?

IC: El Holzbau Fórum surge hace 30 años atrás, tiene una gran historia y camino recorrido en arquitectura y construcción con madera. Surge de un grupo de catedráticos y académicos del centro de Europa, entre alemanes, austríacos y suizos que fueron en ese momento pioneros respecto a lo que era la construcción con madera. Empezaban una nueva era, con nuevos materiales, tecnologías, madera laminada o microlaminada, y una serie de productos industriales basados en madera para la construcción, lo que llevó a que se reúnan y decidan el primer congreso profesional para construcción con madera, que se mantiene en forma anual hasta la actualidad.

Se realiza a fines de año al pie de los Alpes, al sur de Alemania o en un pequeño pueblo de Austria. Es el Holzbau Fórum Internacional insignia, ya recorrió un camino extraordinario y en la actualidad convoca a más de 2.500 asistentes y más de 1000 empresas expositoras de toda Europa.

Después, con el tiempo se fueron abriendo congresos “hijos” en otros países, organizándose en Italia, Francia, países nórdicos, bálticos, y otros sitios. Pero en España, hasta hace 3 años atrás nunca se había realizado.

En lo personal, me acerqué a la organización entre 2016 y 2017, por razones laborales. Por falta de trabajo en España, estuve unos años en Austria y me involucré en proyectos con madera. Allí fue donde la experiencia laboral en el uso del material me llevó a conocer todo lo que se podía hacer con madera en la construcción. Y en España no había un espacio similar para la formación profesional del uso de la madera en la construcción. Me pareció interesante poder realizarlo, en el país había interés y un desarrollo incipiente, a pequeña escala, pero con proyección.

Uno muchas veces tiene la imagen de la construcción con madera típica de las casas de cuentos de navidad, sin embargo, me encontré con una arquitectura contemporánea, hechas con estructuras de madera, atractivas, modernas, actuales, una cosa que realmente me descolocó como profesional de la Arquitectura.

En mi estadía en Austria fue donde conocí la plataforma europea Holzbau Fórum, cuya calidad científica y técnica está avalada por cinco universidades de referencia en la materia, como son: THS Rosenheim y TU Múnich (Alemania), BFH Biel (Suiza), Universidad Aalto (Finlandia), TU Viena (Austria), UNBC Prince George (Canadá).

Además del congreso central, se celebran anualmente congresos organizados por Fórum Holzbau en otros países europeos como Francia, Italia, Suecia/Noruega, Reino Unido, Polonia, los que en 2019 año se unió España como respuesta al creciente interés que la construcción con madera despierta en nuestro país. Les propuse realizarlo, y desde entonces, soy el representante de la organización aportando desde el sector profesional, y con la Universidad de Navarra con todo el respaldo académico con la Cátedra de la Madera.

La edición española se organiza en colaboración con José Manuel Cabrero, director de la Cátedra Madera de la Universidad de Navarra. Además, se cuenta con el respaldo de diversas instituciones y centros de investigación del mundo de la madera como AITIM, PEMADE, CIS madera, Lignomad, COSE, UNE madera, AEIM, PEFC, FSC, CESEFOR, etc.

Al regresar a Madrid, lo primero que decidí fue transferir como profesional de la Arquitectura todo el conocimiento adquirido de los austriacos, y por otro lado, promover y dar visibilidad a la madera para construcción y sus usos.

De esta forma, surge la edición en España del Fórum Internacional de Construcción con Madera. La primera edición fue en 2019 con gran éxito en Pamplona, luego por la pandemia debimos suspender la organización, y finalmente retomamos una segunda edición este año.

Lo que buscamos es que la transformación sea traccionada por los promotores (constructores inmobiliarios) que hacen ciudad de alguna manera, y que elijan la madera para las viviendas, los barrios, las oficinas, los colegios, los espacios culturales. Los promotores son los que construyen complejos habitacionales de 2000 o 3000 viviendas al año. Cada uno de ellos, sumando el todo, generará un gran impacto al usar la madera en la construcción. Y para eso, hay que mostrarles, darles a conocer aspectos técnicos, enseñar sus usos y mantenimiento, probar el funcionamiento.

Congreso técnico y de formación

AF: ¿Por qué eligieron este programa y ponentes en particular para la 2da edición del Fórum España?

IC: Intentamos abordar una visión general del sector, luego en amplitud y profundidad, tener diferentes ponentes que nos hablen sobre la madera en España y la situación de los bosques, explotación forestal, capacidad de producción, potencial. Esto fue desarrollado por Fermín Olabe Velasco, director de Servicio  Forestal y Cinegético del Gobierno de Navarra.

Expusieron también profesionales sobre experiencias que abren nuevos horizontes respecto al uso de la madera para estructuras y diseños específicos, innovación y desarrollo, o proyectos logrados.

 

AF:   ¿En qué se fundamenta que la madera es el material del futuro para la construcción?

IC: La madera es un material muy apropiado para satisfacer tendencias que hoy están muy en boga. Por un lado, todo lo vinculado a la sostenibilidad, en materia ambiental en general y aportando a la mitigación del Cambio Climático.

Es clarísimo que la madera es imbatible en este sentido, frente a una estructura de hormigón o acero.

Todo esto se demuestra con datos, tanto en plantación, producción, manipulación, transporte, puesta en obra, construcción y edificio, y posterior demolición del montaje de toda la vida del edificio hasta en su final. Todo se puede medir, cuánto CO2 emite a la atmósfera, cuánta energía consume en todo el proceso, y comparando la madera con otros materiales, la madera gana por “goleada”.

 

AF: Pero aun así hay cuestionamientos sociales y ambientales con las plantaciones forestales que se destinan a la producción de madera. En la Argentina, aún hay sectores que no comprenden que se destinen árboles implantados a un proyecto productivo sostenible, o que se planten árboles en sitios para destinar a la industria de la madera. La percepción de “cortar” un árbol implantado, y más aún nativo de bosques de parques o reservas naturales, sigue siendo considerada una actividad “dañina” o de impacto a pesar del manejo técnico. Mientras a otras actividades agrícolas o productivas no se las cuestiona de la misma manera.  ¿Cómo explica esto un arquitecto en España para que la sociedad/cliente lo comprenda?

IC: Es que todo inicia desde lo técnico, y la explotación de bosques a partir de la gestión forestal sostenible, un tema que abordó muy bien Fermín Olabe en el Fórum, tiene argumentos que frente a las percepciones se desmontan muy fácilmente.

Por dar un ejemplo muy básico, si comparamos una plantación de lechugas, que va de ecológico y sano, pero los veganos se comen las lechugas, pobrecitas. Sin embargo, todos entienden que las lechugas se vuelven a plantar, y vuelven a crecer, no acaba la lechuga porque hay más veganos que se las comen. Ni la sandía ni los tomates.

Con los árboles cultivados, de alguna manera es lo mismo. Si bien se trata de otros ciclos, otros tiempos, pero el concepto es igual. Es un cultivo, uno extrae un árbol, pero planta otros tres o cuatro, que generan oxígeno durante su crecimiento. Este tiempo de crecimiento hasta su corta para destino industrial, hacen una labor maravillosa y beneficiosa, con otros múltiples beneficios colaterales de servicios ambientales, o de flora y fauna, es el bosque que alimenta a su alrededor, y dependiendo del proyecto forestal incluso aporta a la diversidad biológica de un área. Sumado al ocio, esparcimiento, belleza escénica, protección de cursos de agua, etcétera.

 

AF. ¿Y cuando pasa al proceso de industrialización y se transforma en un material de construcción?

IC: Todo ese CO2 que fue almacenando el árbol implantado durante su crecimiento, no solo no emite, sino que queda guardado en la madera y evitamos que se emita al ambiente.

La madera es un material renovable 100%, reciclable porque es un material natural, aunque lo dejes abonado en el campo no contamina, se descompone biológicamente. Contamina cero.

Y luego, además es un material que hasta está estudiado que es más beneficioso para el bienestar humano, para la salud y mejor calidad de vida de las personas.

Es un material que tiene afinidad con el humano. En la actualidad, es una tendencia que aumenta cada vez más los “baños de bosques”, una práctica que genera una conexión con la naturaleza, repone energías, la gente abraza a los árboles, y sienten que les recarga de buenas energías. Es como llevarte el bosque a la ciudad.

La madera es un material de muy buenas vibraciones, que frente a otros materiales como el plástico que contiene elementos tóxicos o el aluminio, acaban contaminando el entorno o no son sanos, es una opción sostenible desde todo punto de vista.

 

AF: Y con los profesionales, colegas arquitectos, constructores, desarrolladores inmobiliarios, diseñadores industriales ¿Cómo les fundamentan que la madera es el material del futuro y es mejor opción para la construcción de edificios, oficinas, barrios, centros culturales, colegios, etcétera?

IC: Un aspecto importante desde lo profesional es el beneficio medioambiental, que tiene muchas ventajas para la prefabricación e industrialización. Aunque hay muchos que aún no lo consideran, ya que lo que buscan es una solución práctica y reducción de costos, pero igualmente les digo que es un material maravilloso.

La madera es un material muy resistente en proporción a su peso, más que el acero, y de lejos, muchísimo más que el hormigón.

Si en una obra tienen que colocar una viga de una determinada longitud, el elemento que te salva esa estructura para aguantar determinado peso es el material de madera, que es el que menos pesa. Si colocas una viga de acero, hormigón o madera, la que menos peso tiene es la madera, en igualdad de prestaciones estructurales.

Esto te permite en manipulación, puesta en obras, que puedas poner grandes paneles, por ejemplo.

Por otra parte, necesita menos gastos en el transporte, y es un material que para todo el trabajo de taller se deja cortar, fresar, taladrar, manipular con mucha mayor facilidad y precisión, mucho más que otros materiales. Hoy es una tendencia el uso de la madera en la construcción en España, y considero que a futuro se acabará imponiendo todo el tema de producir más en el taller, y llevar elementos lo más prefabricados o industrializados posible. Para todo lo que es la industrialización de la construcción, la madera es el mejor material de lejos!

 

AF: Debiera haber fábricas de escala para ello…

IC: Si. Y las va habiendo cada vez más en España. Tenemos fábricas que elaboran las fachadas de edificios en grandes paneles, ventanas, o en varias capas, no solo estructurales. Aislamiento, parte del interior, etcétera. Lo importante es la estructura de madera. Después lo pueden recubrir con madera o no.

 

AF: En el Fórum de España participaron ponentes que compartieron los últimos proyectos de construcción de estructura de madera en Europa. ¿Cuáles fueron las novedades expuestas?

IC: Si. Buscamos abarcar todo el sector, y en ese contexto invitamos a profesionales que han desarrollado proyectos innovadores de edificios con madera, explicaron cómo fueron concebidos, que desafíos se presentaron, como se plantearon esas estructuras.

Otros casos, fueron más concretos y técnicos, con temas específicos como por ejemplo la acústica en madera, un aspecto muy importante para resolver por parte de los arquitectos, y que genera mucho interés.

Es una realidad que es uno de los temas que la madera puede “flojear” frente a otros materiales, y es algo que hay que reconocerlo y tratar de solucionarlo. Tampoco hay que ser un fanático y decir que la madera es perfecta para todo. No.

Hay aspectos en que el material tiene sus debilidades y hay que saber cómo hacerlo bien. Cómo resolver el tema acústica, que hoy aún funciona mejor el hormigón. La madera vibra más, y eso hay que saber cómo corregirlo. Sobre este tema disertó Marta Fuentes, de Tecnalia, especialista en acústica en Edificaciones del Instituto del País Vasco.

Luego, José Manuel Cabrero director de la Cátedra de la Madera de la UNAV, habló de las uniones mecánicas de la madera estructural, qué pasa en los nudos, viga, pilares, etcétera. En este aspecto, hay muchas novedades, investigaciones nuevas que se terminan trasladando en el aspecto comercial, tornillos, placas, formas de hacer nudos con la madera, etcétera.

Se trató la innovación en soluciones de estructuras CLT (madera contralaminada), charla a cargo de Boris Azinovic.

El arquitecto Felix Waechter expuso distintas soluciones a partir de composiciones híbridas con hormigón y madera o mediante la integración de lana de roca, que incrementa la experiencia de usuario y reduce los problemas acústicos.

También hablamos en el congreso sobre protección de incendios frente a estructuras de madera, y otras ponencias que explicaron sobre construcciones realizadas y muy particulares como por ejemplo, la biblioteca de madera “Gabriel García Márquez” en Barcelona, de SUMA Arquitectura. Sus arquitectos, Elena Orte y Guillermo Sevillano, presentaron en el Congreso las distintas soluciones ecosistémicas inherentes a este edificio tan particular, integrando elementos de la naturaleza, para cumplir con las estrategias ambientales previstas.

AF: ¿Que destacaría de la construcción de la biblioteca García Marquez en Barcelona?

IC: En lo personal, me gusta que se mezclen dos aspectos. Desde mi visión de arquitecto, es un edificio muy bien concebido, con mucha riqueza espacial. Han usado la estructura de una forma habilidosa, generando una atmosfera especial en los espacios para la iluminación. Está muy bien resuelto, es una arquitectura preciosa, muy atractiva.

Por otro lado, respecto a la madera, la han usado con muchísima audacia, y de una forma poco evidente, muy bien elaborada. No son soluciones simplonas, sino que le han encontrado una característica muy particular, incluso no había imaginado que se pudiera usar la madera de esa forma.

Esos edificios son especiales, lo que hace difícil que sean replicables. Son concebidos para ese proyecto determinado en todos sus detalles. Es una construcción con madera única.

 

AF: Se publican con mayor frecuencia noticias globales de los edificios estructurales cada vez más altos en madera. ¿Del Fórum han participado algunos arquitectos a cargo de estas obras?

IC: Si. Uno de ellos fue el Centro Cultural de Suecia, muy interesante. Tiene una altura de 75 metros (20 plantas) y está construido con módulos prefabricados de madera laminada cruzada (CLT). El edificio se ha diseñado para que tenga una vida útil de al menos 100 años y sea negativo en carbono dentro de 50 años.

Han tenido un reto en altura e iluminación, en salas, auditórium, que lo han resuelto muy bien.  También, en como esa estructura de madera logra convertirse en el espacio protagonista y desempeña un papel arquitectónico muy particular. Se convierte en un elemento que marca el espacio y le da carácter. Vigas que se convierten en parte de la ambientación y el diseño, y es lo que termina de darle carácter a la obra.

Se mezclan lo estructural con lo arquitectónico, que llama mucho la atención, es muy bonito.

La disertación estuvo a cargo de Florian Kosche, de DIFK engineers, quien analizó el Skellefteå Culture and Hotel Complex. Hasta la fecha es el edificio de madera más alto de Europa, y el cuarto a nivel mundial.

El espectacular Skellefteå Culture and Hotel Complex es el edificio más alto de Europa en madera, gracias a sus 20 plantas de altura.

AF: Hubo un panel destinado a Ciudad Sostenible. ¿Cuál es el rol que está ganando la madera en este aspecto?.

IC: El objetivo del panel de Ciudad Sostenible buscó poner en la mesa la gestión pública más integral, no solo de la construcción con madera de un edificio o vivienda, sino escuchar experiencias de proyectos sociales o urbanos, sea un barrio completo construido en madera como sucede en Francia y también en Alemania y Suecia.

Otros ponentes compartieron lo que está pasando en otras regiones sobre el uso de la madera para la construcción donde se incorpora en áreas de recreación, escuelas, espacios culturales. Se detallaron las experiencias de construcciones en altura con madera, entre otros temas.

 

AF: En la Argentina, por ejemplo, aún gran parte de la sociedad relaciona al hablar de casas de madera a viviendas sociales “precarias” o de baja calidad constructiva o durabilidad. Si bien se logró avanzar, hay prejuicios instalados aún. No imaginan un barrio de madera de calidad, donde los costos de esas viviendas son a veces superiores incluso a las construidas con material de hormigón. Aún cuesta admitir que deban pagar más cara una vivienda de madera. ¿En España sucede algo similar?

En España siempre han sido más caras que las de hormigón las casas de madera. El temor de constructores sigue siendo que no saben cuánto les puede llegar a costar la construcción con madera. El hormigón, el ladrillo, el acero, todo tiene un presupuesto previsible, entonces ya saben a cuánto pueden vender la casa y cuanto será su beneficio al final del recorrido. Pero aún no se logra esto con la madera. El miedo es no saber cuánto puede costar construir con madera, para saber cómo tiene que vender esa vivienda. Su beneficio es sagrado, por lo tanto, van a lo seguro.

Hay una diferencia en contra de la madera un poco más cara al día de hoy. Esto está influenciado porque no hay tanta competencia, no hay tantas empresas que las puedan construir, se requiere de una planificación y tiempos de desarrollo del proyecto con más precisión. Por lo tanto, el promotor compra el suelo y rápidamente quiere recuperar su inversión.  Lo más rápido posible, lo más barato posible, y vender lo más caro que pueda. Así funciona el mercado.

Por ello, es difícil aún encontrar promotores que tengan sensibilidad hacia la sostenibilidad, o que tengan respaldo financiero que les permita ir con más calma o arriesgar un poco más el margen. Cuesta encontrar personas que se atrevan a dar este paso, porque los precios son los que condicionan.

El desafío es lograr que uno pueda determinar cuánto cuesta construir con madera por metro cuadrado. Aún falta experiencia y datos, para que pierdan el miedo.

En España, la construcción con madera está avanzando más por iniciativas públicas de viviendas sociales de calidad. En nuestro país, construir con madera es considerado como un plus, un valor añadido.

Por otra parte, hay iniciativas de promotores pequeños, que se atreven a realizar proyectos de viviendas de madera a escala menores, y muy atractivas. Sean guarderías, colegios, espacios recreativos, o espacios que promueven desde la administración pública.

AF: Para lograr esta confianza en el ámbito de la gestión pública, el sector maderero español privado a recorrido previamente un camino donde han logrado normas técnicas, estandarización, reglas o normativas…

IC: Si. En España rige el Código Técnico de la Edificación en la que está incluida la madera con todos los requisitos a cumplir. Estructuras, acústica, fuego, todos los parámetros y requisitos establecidos que hay que cumplir.

Además, se está homologando a nivel de toda Europa ese código español, de manera  que se parezca cada vez más al que rige en Alemania, Francia, etcétera. Se está armonizando poco a poco, cada año, actualizando nuevas ediciones para que cada vez acabemos en toda Europa con un mismo código. Vamos poco a poco, hay aspectos como las costumbres, situación económica, hace que no todos los países puedan avanzar de la misma manera, pero hay un consenso claro hacia dónde ir.

Tenemos comités integrados por representantes de todos los países, en nuestro caso participa Juan Manuel Cabrero de la UNAV, que elaboran este código en común.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.