Román Queiroz, presidente de AMAYADAP: “Más allá de algunas preocupaciones puntuales, en Misiones el primer semestre del año fue muy bueno para la industria de la madera”

El presidente de la Asociación de Madereros, Aserraderos y Afines del Alto Paraná (Misiones) se refirió “al buen momento que atraviesa el sector”, a pesar de algunas preocupaciones que los ocupan en la provincia para crecer aún más e invertir en tecnologías. Marcó su visión de los resultados de la reunión multisectorial que mantuvieron con el gobernador Oscar Herrera Ahuad, el ministro de Haciendas Adolfo Safrán y representantes de la Confederación Económica de Misiones (CEM).

Fuente: MisionesOnline. Por Griselda Segovia

 

MISIONES (15/7/2021).- La reunión multisectorial que se realizó la semana pasada en la Casa de Gobierno de la provincia con los integrantes de la Confederación Económica de Misiones (CEM), cada sector expuso sus necesidades al gobierno provincial. “El sector forestal planteó su malestar por  las diferencias impositivas que tienen en Misiones a comparación de otras provincias como Corrientes. Esto genera que al momento de trasladarse algunas industrias elijan hacerlo en provincias vecinas, antes que Misiones, porque tienen menos carga impositiva. Principalmente por la tasa forestal -alicuota que se aplica al ingreso de rollos de madera de otras provincias desde el 2 de julio de 2021- es un tema que nos preocupa mucho, ya que si le agregamos las distancias a los puertos de Buenos Aires y otros aspectos de logística e impuestos, estamos 6 a 7 puntos de diferencias con la provincia vecina en cuanto a costos extras. Es un tema que vemos no será fácil de resolver”, explicó Román Queiroz, presidente de la Asociación de Madereros, Aserraderos y Afines del Alto Paraná (AMAYADAP) y de la Federación Argentina de la Industria de la Madera y Afines (FAIMA).

Por otra parte, en Corrientes la materia prima se rige por un precio de oferta y demanda, mientras que en Misiones se estableció un precio mínimo fijado por el Instituto Provincial Forestal (InFoPro). “En la zona Norte la madera tiene un precio más alto que en la zona Sur, a pesar de estar en la misma provincia, son realidades diferentes las de que cada zona industrial y la logística influye en los costos”, agregó.

Respecto a la reunión con la provincia, Queiroz valoró la disposición al diálogo. “Es bueno que el Gobierno sepa lo que le pasa al sector y también es bueno que el sector conozca los argumentos que tiene el gobierno para implementar las políticas que ellos creen necesarias”, señaló el dirigente maderero y recordó que tiempo atrás, el diálogo con el Gobierno provincial “no era tan fluído como en este momento, lo que es un gran cambio para la foresto- industria”.

 

Mercado forestal “activo”

Otro tema al que se refirió el empresario en la entrevista fue sobre el escenario del mercado interno en el primer semestre del año. “Seguimos en un buen momento en el mercado interno, más allá de algunos temas puntuales que hay que atender. La buena situación que está atravesando el sector en lo que respecta a la demanda, sobre todo en cuanto a las exportaciones. Si bien la demanda no es tan alta como en el 2020, cuando la gente eligió  invertir su dinero en construcciones y obras -dado que por el aislamiento no podían viajar- y al hacer otras actividades a la que acostumbraban, la economía del sector maderero está muy bien posicionada”, dijo el presidente de la AMAYADAP.

Los últimos meses del 2020 “fueron meses fabulosos. Ahora mermó un poco pero eso no quiere decir que ahora estemos mal, no, seguimos en buenos niveles de producción principalmente porque el mercado externo se mantiene activo”, explicó el presidente de la FAIMA.

“En el mercado interno estamos acostumbrados  a muchos vaivenes, por momentos es bueno, por momentos regular y por momentos es malo. Estamos en un buen momento de mercado interno ahora, no tanto como el año pasado pero seguimos en un buen momento”, agregó.

Queiroz indicó que al Gobernador y Ministro de Hacienda también se le planteó el hecho de que está costando conseguir en gran cantidad la madera de calidad para los productos que se exportan. “Una de las causas son las condiciones climáticas”, explicó el presidente de AMAYADAP.

 

Ayuda financiera

Otro aspecto que destacó el empresario maderero fue la ayuda financiera que pretende brindar el Gobierno Provincial con el programa de financiación de secaderos en los pequeños y medianos aserraderos, a través de fondos que destinará el gobierno nacional..

Si bien en la primera etapa ofrece la posibilidad de ayudar solamente hasta 200 aserraderos identificados, Queiroz por su parte considera que “este es un gran número que está preparado para incorporar tecnología para producir productos con mayor valor. Será un gran alivio y un gran apoyo para los pequeños y grandes aserraderos que son los que más necesitan ayuda”.

En cuanto a las inversiones en el sector, y tras el anuncio del Grupo Arcor en una nueva planta de producción de bolsas de papel multipliego, Queiroz sostuvo que son muestras del potencial que tiene la actividad en la generación de mano de obra, por un lado, y por otra parte, aporta a la industrialización forestal que “es lo que más necesitamos, más industrias en la provincia que consuman más madera y subproductos como chip y raleos. Cuando se habla de que en Misiones el valor de la madera en pie está bajo, es porque no hay tanto consumo en relación a la oferta disponible”, explicó el dirigente maderero.

“Si logramos más industrias y más consumo de madera  en la provincia, el precio del rollo se va a ir acomodando lentamente así que es una buena noticia también para los forestadores”, agregó finalmente el presidente la FAIMA.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *