La evolución de la tecnología 5G fue el centro de discusión en el segundo encuentro virtual de Convercom 2021

“Avanzar hacia 5G en Argentina y la región implica muchos desafíos ya que aún se tiene grandes obstáculos que atender pospandemia en la agenda digital, al igual que países de la región. El diálogo público – privado será clave para ir superando las limitaciones, pero también la capacitación y educación digital a la sociedad frente al nuevo mundo 5G”, coincidieron los principales operadores de la industria de telecomunicaciones.

 

Por Patricia Escobar

@argentinaforest

 

ARGENTINA (27/04/2021).- ¿En qué proceso está el despliegue de 5G en América  Latina y cuáles son los siguientes pasos para su implementación en la Argentina?. Con estos interrogantes arrancaron los paneles debate del «Segundo Encuentro Virtual Convercom 2021» para analizar el escenario futuro de lo que consideran la «revolución 5G» en materia de tecnología de la comunicación móvil e internet.

Claudio Ambrosini, presidente del Ente Nacional de Comunicaciones (ENACOM), participó de la apertura del segundo encuentro virtual de Convercom 2021 (Centro de Estudios sobre la Convergencia de las Comunicaciones), espacio en el que debatió sobre el futuro de las telecomunicaciones con la llegada de la tecnología 5G. La jornada tuvo por objetivo la búsqueda de consensos público-privados, fortalecer visiones, sinergias e ideas urgentes.

“Argentina mira el camino de avance a la tecnología 5G, primero en el plano industrial desde la telemedicina, automotrices, la robótica, entre otras. Entendemos que es mucha la diferencia con la tecnología del 4G, y la red deberá reforzarse. El faro que marcará el camino será la meta hacia 5G, avanzar en este sentido nos permitirá aumentar  en el país una cobertura digna y eficiente en la comunicación digital”, expresó el funcionario.

En la actualidad, desde el gobierno argentino se estaría trabajando en un diagnóstico del espectro de banda para determinar qué se va a utilizar y así dar previsibilidad a la industria. “La tecnología 5G requerirá espectro en bandas de frecuencia bajas, medias y altas. La disponibilidad de este recurso y a precio razonable es un pedido recurrente entre los operadores”, indicó Ambrosini.

Con respecto a recientes regulaciones del gobierno nacional ante el DNU 690/20, el funcionario llamó a un diálogo público-privado para delinear el camino hacia 5G. “Trabajemos juntos para mejorar la conectividad. Nos debemos la tarea de trabajar en conjunto para lograr un futuro mejor”, señaló.

“Se venía haciendo un trabajo serio para un plan y un reglamento, después licitación para el espacio de las bandas en manos que estará en la órbita de la presidencia de la nación y Jefatura de Gabinete. Por ello, en esta jornada se debatirá y fortalecerá el diálogo público y privado para una mejor conectividad en la Argentina. Estamos golpeados, como el mundo por el coronavirus, pero nos debemos la tarea de trabajar por un mundo mejor”, concluyó en su discurso de apertura.

Experiencias en Latinoamérica

Compartieron las experiencias en América Latina representantes de Chile, Uruguay, Colombia, República Dominicana y Argentina, bajo la moderación del abogado Agustín Garzón, ex director de ENACOM.

Este año Chile realizó su licitación pública de espectro para esta tecnología. Así lo expuso Pamela Gidi, de la subsecretaría de Telecomunicaciones (Subtel). Durante su exposición en el seminario web de Convercom indicó que se debe trabajar en un enfoque integral, que contemple el despliegue de fibra óptica e infraestructura, ciberseguridad y la colaboración con universidades y la academia para el desarrollo de casos de uso de 5G.

En el mismo panel, Mercedes Aramendia, presidenta del regulador uruguayo Ursec, adelantó que el país trabaja en la subasta de 3.5GHz con planes de poder lanzarla antes de finalizar el 2021. Ahora, el ente regulador se concentra en un mapeo del país para entender cuáles son los sitios que no están cubiertos o dónde hace falta mejorar la experiencia de usuario.

“Sin dudas la tecnología 5G presenta nuevos desafíos que con diálogo, flexibilidad, reglas claras, previsibilidad y transparencia podremos acercarnos a los beneficios que brinda, principalmente en innovación e impulso a la economía digital, en forma inclusiva con mejor conectividad y frente a una herramienta de reducción cada vez más de la brecha digital”, planteó Aramendia.

Colombia también está en proceso de estructuración de una licitación 5G que podría realizarse antes de finalizar el año. En el evento 5G Latin American Digital Symposium, su viceministro de Conectividad, Walid David, apuntó que se prevé regionalizar el espectro para que los recursos de inversión vayan directamente a las ciudades objetivo. Además, se está pensando en la creación de algún tipo de asociación público-privado para la construcción de redes y compartición de infraestructura.

En un mensaje grabado de Lina M. Duque del Vecchio, de la Comisión de Regulación de Comunicaciones de Colombia (CRC), sostuvo que hay una evolución global hacia esta tecnología. «A marzo de 2021, cerca de 153 operadores comerciales ya estaban con servicios en 64 países. Y según estudios, se estima al año 2035 que movilizará ganancias por 13 mil millones de dólares. De igual forma, sostuvo que es una realidad que la evolución no es similar en todos los países, como tampoco las políticas y sus regulaciones, por lo tanto el despliegue en Colombia llevará un proceso», señaló.

“En nuestro país estamos en un plan de acción para avanzar hacia el 5G con metas y objetivos, que busca conectar a todo el territorio nacional con banda ancha”, precisó la funcionaria colombiana.

En el mismo panel, la directora del regulador dominicano Indotel, Julissa Cruz, dijo que está en marcha una licitación por 250MHz de espectro en las bandas de 700MHz y 3.5MHz. El proceso tendrá beneficios para el operador ganador y ofrecerá la posibilidad de pagar el precio del espectro en cuotas.

 

La agenda de los operadores

El webinar contó con la participación de los principales representantes de la industria de Telecomunicaciones quienes coincidieron en que “el camino hacia 5G no está exento de obstáculos, pero el diálogo será de ayuda”. El panel de los operadores fue moderado por la Analista Senior de Telecomunicaciones y Medios, Omdia (Ovum) Latinoamérica y Regulación, Sonia Agnese.

Desde la visión de Alejandro Quiroga López, de Claro Argentina, se trata de un tema central para el futuro del país y obliga a pensar en los aspectos vinculados al desarrollo de 5G en cómo la Argentina puede construir un camino de éxito para la implementación de esta nueva tecnología.

«Desde la óptica de Claro, es una tecnología que vino para quedarse, primero por el salto cualitativo para el uso de las personas en su vida diaria, además de las empresas y el internet de los equipos digitales. Por ello, es necesario que pospandemia el país pueda organizar este proceso lo antes posible para avanzar en implementar el 5G, ya que será un proceso que llevará un tiempo. Primero, se debe avanzar en definir el espectro para brindar este servicio, banda ancha o baja, y determinar que quienes la ocupen hoy la puedan ir liberando. Este paso demandará como mínimo dos años», adelantó.

En segundo lugar, planteó la necesidad de que el país establezca “reglas claras y sustentables”. En ese contexto, pidió un “marco adecuado de negociación” y adaptar los planes de 5G al PIB per cápita y la realidad macroeconómica de Argentina “para alcanzar lo antes posible esta tecnología. Nosotros (Claro) estamos listos”, aseguró Quiroga.

Seguido, el director de Comunicación y Relaciones Institucionales de Movistar, Alejandro Lastra, coincidió con esta visión. “El 5G será parte de la vida cotidiana, por ello hay un montón de aspectos que vienen con esta tecnología y se necesita de una mirada integral, hay que trabajar en educación digital, innovación abierta, emprendedurismo digital, por todo lo que implica abordar de una manera sistémica”, señaló.

Sin embargo, consideró que en la Argentina “primero hay que ordenar la casa”. El ejecutivo señaló que desde 2014 hasta 2021 ha habido tres grandes cambios regulatorios que han traído cambios fundamentales a las reglas de juego. “Así se hace muy difícil planificar”, apuntó.

“Es muy complejo pensar que podemos avanzar en 5G si todavía no podemos descifrar cómo los ingresos de la industria acompañan a la inflación y al tipo de cambio”, planteó Lastra.

Desde hace 7 meses hay un cambio normativo en la legislación y aún no se ha logrado salir de una lógica de resolver desde la práctica y la constitucionalidad. Cómo acompañan a nuestra industria en un contexto de inflación, en altos costos, en incrementos de todo lo que es salarial. Si no se resuelven estos aspectos es muy complejo en este momento pensar en que podremos avanzar en 5G en el país, si no podemos resolver otros aspectos que no tienen que ver con lo técnico. Hay trabas a esta industria, cuando debiéramos estar preparadas para acompañar la recuperación pospandemia en forma rápida, para dar respuesta a un desarrollo económico digital argentino, que es necesario y es lo adecuado para avanzar hacia el 5G. Pero en una lógica de rispidez y discusión permanente no será posible esta construcción. Por ello, hay que encontrar un camino de diálogo a partir del DNU 690/20 entre las autoridades y la industria para encontrar una regulación adecuada”, concluyó.

Hernán Verdaguer, director de Telecom, que ya dio unos pasos con la tecnología 5G y analizó en su exposición sobre la importancia de una agenda que defina el espectro de bandas.

Coincidió con Alejandro Quiroga y Alejandro Lastra en la agenda de prioridades. “Se necesita de una legislación moderna y estable, el DNU 690 está lejos de esto, y claramente tenemos un problema. El 5G es algo novedoso, requiere una hoja de ruta de mediano y largo plazo, infraestructura, una mirada regional para aprender de lo que está pasando en los países de América Latina, y en ese contexto lo que pasa en la Argentina”, planteó.

“No tener una planificación de mediano y largo plazo puede limitar el crecimiento de la tecnología en la región. Es clave una agenda público-privada, necesitamos definir el espectro de bandas, y aun Latinoamérica está muy atrasada en este tema. Hay que acondicionar las bandas para 5G, el precio juega un rol crítico porque influirá en las inversiones. Facilitar el despliegue es otro tema que se necesitará con ordenanzas claras, y hay que poner foco en la sobrecarga impositiva que tiene el sector de la industria de las telecomunicaciones. Todos estos temas hay que trabajar y bajar la presión impositiva”, agregó.

Desde 2018, Telecom está invirtiendo en la preparación de sus redes y poniendo en marcha antenas de prueba 5G desde Rosario como primer paso para un futuro despliegue. Contamos con una red de transporte moderna, es decir, tenemos un futuro muy grande hacia delante y debemos mantener la sostenibilidad del negocio en la Argentina”, concluyó.

Despliegue de infraestructura

En el webinar organizado por el centro de estudios Convercom, participaron de un panel Patricio Colls, Gerente de Legales y Asuntos Públicos de American Tower; Guillermo Wichmann, de Nokia; Daniel Martello, de Ericsson para el sur de Latinoamérica; y Daniel Gonsé, de Cisco.

Patricio Colls consideró que el 5G es la puerta al desarrollo de ciudades inteligentes, pero para dar el paso es necesario “cooperación y consenso entre todos lo que somos parte del ecosistema digital, además de empresas y Estado”, dijo. “Hay que seguir trabajando para lograr mejorar el marco regulatorio en la Argentina que acelere los despliegue de infraestructura para poder generar mayor inversión para la reactivación y el crecimiento económico sostenido”, analizó.

En este sentido, consideró que “es imprescindible  impulsar una agenda digital con la sociedad, que se reduzcan las brechas digitales ante la necesidad de las tecnologías en la vida cotidiana, como claramente quedó expuesto en la pandemia. Como operadores el desafío es lograr generar mayor tráfico, más servicios, redes más robustas, para que podamos brindar un servicio más eficiente”, remarcó.

El gerente de evolución estratégica de red de Ericsson para el sur de Latinoamérica, Daniel Martello, señaló que las oportunidades de 5G no será solo capitalizadas por los operadores móviles, sino que la tecnología tendrá un poder transformador en diversas verticales, especialmente las ciudades, la salud, la agroindustria y la industria en general.

En tanto, el gerente de soluciones de red para el cliente de Nokia, Guillermo Wichmann, indicó que existe una oportunidad en todo lo referido a servicios de misión crítica, minería y agronegocios. “Hoy cada máquina en el agro genera 1Gb por día, pero no están conectadas y hay que ir a buscar la información con un pendrive”, concluyó.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *