Chaco: el sector forestal en alerta ante la sentencia judicial de suspender la actividad productiva

Distintas asociaciones forestales del interior chaqueño comenzaron a expresarse con preocupación ya que la Sala Primera de la Cámara Contenciosa Administrativa resolvió suspender la actividad forestal implicando que unas 24.000 personas que trabajan en forma directa en la cadena quedarán si su sustento, en el peor momento que atraviesa la economía argentina y en medio de una pandemia.

 

Fuente: con información de Diario Norte y Conclusión

 

SAENZ PEÑA (19/10/2020).-El 16 de octubre la Cámara en lo Contencioso Administrativo de la provincia del Chaco, dio lugar a una medida cautelar impulsada por la Organización Conciencia Solidaria, y ordenó la suspensión de todos los desmontes. De acuerdo a lo señalado por los dirigentes forestales la sentencia cautelar en contra de la Provincia del Chaco dictada por la Sala Primera de la Cámara Contenciosa Administrativa del Poder Judicial ordena la paralización inmediata del sector forestal en todo el territorio provincial, suspendiendo todos los permisos forestales otorgados desde el año 2014 a la fecha. También resuelve que la provincia debe interrumpir la evaluación de aquellos que se encuentren en trámite.

El reciente fallo de la justicia chaqueña consideró “que el art. 7 de la Ley Nº 26.331 establece la prohibición de toda acción de desmonte hasta tanto se sancione el OTBN local, y que el art. 6 del Decreto N° 91/09 obliga a las jurisdicciones provinciales a actualizar sus respectivos ordenamientos cada cinco años desde la sanción del instrumento legal. Entiende que, en la medida en que la provincia del Chaco sancionó la Ley Nº 1762-R en el mes de diciembre del año 2009, correspondía ingresar al proceso de actualización en el mes de diciembre del 2014. Que ello no ha sido cumplimentado, pero que igualmente autorizó desmontes con posterioridad al vencimiento señalado. Indica que el diseño territorial es fundamental, por lo que todo acto de permiso o autorización emitido luego al vencimiento de dicho plazo deviene absolutamente ilegal, ilegítimo e inconstitucional”.

En Chaco la actividad foresto-industrial sigue su demoledor en plena pandemia. La provincia más pobre del país continúa afianzando privilegios y ensanchando la brecha social. El desmonte representa solo un negocio para 6 empresas, pero lejos está de serlo para el pueblo chaqueño. Esta “pampeanización del Gran Chaco” se viene produciendo fundamentalmente porque el precio de una hectárea en el norte oscila entre los 300 y 500 dólares (con bosques), mientras que en la zona pampeana su valor ronda entre los 10 mil y 15 mil dólares.

 

Freno a la actividad productiva

“Esto implicará que la Dirección de Bosques suspenderá los permisos otorgados y no continuará con la evaluación de permisos en trámites. La medida afectará no solo a los forestales sino también al conjunto de productores de toda la provincia ejecutar trabajos de aprovechamiento, silvopastoril y cambio de uso de suelo, que son necesarios para el desarrollo de la actividad agropecuaria”, explicaron.

La medida firmada por la mencionada Sala, deja en claro que productores forestales se verán impedidos de solicitar la emisión de guías de productos forestales por lo que no podrán comercializar sus productos y abastecer a las industrias del tanino, del carbón, carpinterias, y del aserrado en general.

El grado de afectación a los obreros del sector y a sus familias será de manera directa ya que por esta medida no podrán circular con su producción primaria o industrial. Se interrumpirán procesos de exportación y de industria vitales para nuestra economía provincial y nacional.

La Sala Contenciosa Administrativa con las firmas de las doctoras Natalia Prato y Silvia Geraldine Varas hizo lugar a la medida cautelar innovativa peticionada por una fundación de Buenos Aires, y ordenó a la Subsecretaría de Desarrollo Forestal -Subsecretaría de Recursos Naturales- del Chaco y al Ministerio de la Producción, Industria y Empleo del Chaco la inmediata suspensión de todo permiso y/o autorización de aprovechamiento y/o cambios de uso de suelo, desmonte, correspondientes a las categorías de conservación I (rojo) – excepto planes y trabajos de conservación que no impliquen la afectación y/o conversión de los bosques-, II (amarillo) y III (verde III) de la Ley N 1762-R, en cualquier estado de ejecución en que se encuentre, desde el mes de diciembre del año 2014 y hasta el presente.

A la par, ordena la inmediata suspensión de todo procedimiento, trámite o actividad tendiente a otorgar permisos y/o autorizaciones de aprovechamiento y/o cambios de uso de suelo – desmonte, recategorizaciones o actividad alguna, vinculadas a las categorías de conservación I (rojo) – excepto planes y trabajos de conservación que no impliquen la afectación y/o conversión de los bosques-, II (amarillo) y III (verde III) de la Ley N 1762-R, en cualquier estado de ejecución en que se encuentre.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *