Eduardo Rojas Briales, presidente de PEFC Internacional: “Lograr sostenibilidad en la producción forestal es una oportunidad de oro de la bioeconomía”

El especialista español, presidente de PEFC Internacional, sostuvo en una conferencia virtual dictada para el sector forestal argentino, que esta premisa se cumpliría “siempre y cuando los bosques y plantaciones procedan de una gestión forestal sostenible, definida por los criterios internacionales, regionales y nacionales reconocidos”.

 

Por Patricia Escobar

@argentinaforest 

 

MISIONES (22/4/2022).- El Instituto Forestal Provincial Misiones (InFoPro) en conjunto con el Colegio de Ingenieros Forestales de Misiones (COIFORM) promueven acciones en el sector forestal en línea con la sostenibilidad, el consumo responsable y el desarrollo local en el largo plazo basado en la principal actividad económica de la provincia: la producción forestal.

“Desde el Instituto trabajamos por la sostenibilidad de la actividad, que parece una palabrita pero engloba muchísimos factores, y por ello convocamos en este evento virtual a especialistas en la temática para compartir conocimientos con el sector forestal”, señaló el presidente del InFoPro, Hugo Escalada, en la apertura del seminario online realizado semanas atrás, en el marco del mes internacional de los Bosques celebrado en marzo.

El seminario virtual “Producción Forestal Sostenible” se realizó el 23 de marzo, en el marco del Día Mundial Forestal. 

 

La charla virtual fue coordinada por Jaime Ledesma, presidente del COIFORM, y se dictó con el apoyo de la Federación Argentina de la Ingeniería Forestal (FAIF) y dictaron dos conferencias referentes en la temática de certificación de producciones sustentables a nivel nacional e internacional.

Fue invitado el español Eduardo Rojas Briales, presidente de PEFC Internacional y miembro del Colegio Oficial de Ingenieros de Montes, quien expuso sobre “Producción forestal sostenible, la importancia de la certificación forestal en este contexto global”. Y por la Argentina, disertó Florencia Chavat, directora de CERFOAR, PEFC Argentina, que reflexiono sobre “Sostenibilidad: el desafío de la gestión forestal. Avances PEFC en Argentina”.

El especialista español analizó la situación actual global del consumo y producción forestal sostenible, y planteó que este sector representa la “oportunidad de oro” de la Bioeconomía.

“Los bosques en el mundo son la principal fuente de biomateriales carbono-neutrales, renovables y potencialmente los más sostenibles, siempre y cuando procedan de gestión forestal sostenible definida por los criterios internacionales, regionales y nacionales reconocidos”, planteó Rojas Briales.

De la producción industrial (fósil) basada en energías y materias primas no renovables fósiles, pasamos en la actualidad hacia la bioeconomía circular, que implica avanzar a un uso óptimo de los recursos a través del reciclaje priorizando materiales de origen vegetal.

“La bioeconomía justamente lo que busca es cubrir la demanda de material y energía mediante materias primas renovables de origen vegetal (fase preindustrial + tecnología); focaliza en la energía requerida en los procesos productivos (embedded energy); valora la fracción de biomasa residual para uso directo térmico (eficiencia, flexibilidad temporal); otorga una nueva misión esencial a los espacios rurales integrando más la agricultura, los bosques y el mar; y reconoce los servicios ambientales y su justo incentivo sin que ello condicione negativamente la gestión”, detalló Rojas Briales.

Al generar demanda adicional para biomasa, madera y subproductos, la actividad mejora en su competitividad en el conjunto de la cadena productiva, y tiene un gran impacto socio-económico local y ambiental en forma global. al generar energía de fuente renovable. “Vamos a sustituir en el futuro las grandes commodities no renovables fósiles”, remarcó como la gran oportunidad para la producción forestal global.

Por otra parte, en su conferencia también reflexionó en un momento que “el principio de sostenibilidad es la piedra angular de la ciencia y profesión forestal. Fue incluso el punto de arranque de la misma”, dijo.

Adicionalmente, la gestión forestal sostenible aporta múltiples co-beneficios o externalidades positivas, donde la certificación forestal ayuda a demostrar a la sociedad por una parte tercera reconocida (un auditor) el cumplimiento de los estándares de sostenibilidad forestal.

A nivel mundial, en la actualidad hay 400 millones hectáreas certificadas, de las cuales 330 millones hectáreas están bajo el sello verde PEFC, en 55 países, y otras 232 millones hectáreas bajo el sistema de certificación FSC, en 86 países, y en un porcentaje menor hay con certificación doble.

El desafío de la comunicación, la clave para gestionar la aceptación social

Una de las debilidades que enfrenta la actividad forestal en la Argentina y en otros países del mundo, es el problema de comunicación del sector con la sociedad, cuyo desconocimiento del manejo forestal y su potencialidad para lograr sostenibilidad genera una percepción negativa generalizada sobre la producción maderera, sean éstas realizadas bajo criterios de gestión forestal responsable y legal en la plantación de bosques cultivados con destino comercial a la producción de celulosa, papel, muebles, construcción, resina, etcétera, o con planes de aprovechamiento autorizados.

Pero por un lado, es una realidad la existencia de la ilegalidad e informalidad en el sector de los bosques nativos, los desmontes y la caza furtiva, se presentan como principal amenaza sobre la “sostenibilidad” deseada, ya que están en riesgo de extinción áreas de alto valor de conservación en diferentes sitios del planeta por el uso indiscriminado sobre los recursos, y que impacta en forma negativa al conjunto de la sociedad, incluido el sector forestal.

Para Rojas Briales este es uno de los mayores desafíos globales: “Hay que gestionar la aceptación social, lograr la legitimidad social como requisito. Nosotros, desde las Ciencias Forestales, podemos estar convencidos sobre los 200 años de legado de gestión forestal sostenible pero si la sociedad lo ignora, o pone en duda, careceremos de la debida legitimación (debate sobre el wilderness)”, planteó el presidente de PEFC Internacional.

El reto de que una sociedad urbana desvinculada de sus raíces rurales entienda la gestión sostenible de los recursos naturales es un aspecto que se debe trabajar. También identificó como  una debilidad la visión meramente económica, abordando riesgos meramente paliativos y de corto plazo.

En la foresto-industria está el futuro

Entre las principales conclusiones compartidas por Rojas Briales en su conferencia, planteó que la actividad forestal y foresto-industrial está frente a una extraordinaria oportunidad para abordar varios de los más importantes retos de nuestra sociedad, especialmente la despoblación, energía, agua, incendios y cambio climático.

Para ello, enumeró:

·         Hace falta masa crítica para impulsar la Bioeconomía en los países no eminentemente forestales (Centro y Sur de EU, USA, Argentina, Australia) incluyendo la agricultura, el mar y los residuos orgánicos

• Hay que diversificar la certificación con otros productos forestales no madereros y servicios (carbono, agua, bosques urbanos, árboles fuera del bosque, …) de forma voluntaria

• Hay que apoyar a las estructuras de gestión forestal sostenible, sobre todo a los gestores locales (familiares, comunales, indígenas), en los países precarios

• Hay que innovar (georreferenciación de las superficies certificadas, digitalización de los flujos de productos,..)

• Hay que promover la sostenibilidad como un aglutinador del sector

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.