AMAYADAP despidió con profundo pesar a Juan Pardal, un férreo defensor de las PyMEs madereras de Misiones

Este jueves 27 de mayo falleció Juan Pardal en la ciudad de Eldorado, a los 78 años de edad. Fue un histórico dirigente, empresario maderero y reconocido defensor de las PyMES foresto-industriales misioneras, ex presidente, socio honorario y gerente de la Asociación de Madereros, Aserraderos y Afines del Alto Paraná (AMAYADAP). Luchaba desde hace tiempo con una prolongada enfermedad que debilitó su estado de salud y no logró resistir más. Ex presidentes, socios y empresarios amigos lo despidieron con gratitud y reconocimientos por su dedicación en vida a defender la industria forestal misionera.

Por Patricia Escobar

@argentinaforest 

 

MISIONES (30/5/2021).- «Queremos compartir con la comunidad una breve semblanza, como un pequeño homenaje y reconocimiento en su memoria, que también refleja nuestra identidad e historia institucional en la manera que fue forjada nuestra cámara. Personas de la calidad humana de Juan Pardal lograron fortalecer no solo a la asociación, sino al sector foresto-industrial misionero», sostuvo el actual presidente de la cámara empresaria, Román Queiroz.

«Juan fue un dirigente maderero durante varias décadas, como Presidente electo en dos períodos, Gerente por más de 8 años, Socio Honorario, y fundamentalmente como un referente con convicciones que ponía “voz” en la defensa de la industria foresto-industrial de Misiones en épocas en las que no había aún un reconocimiento cabal sobre su importancia económica regional, social y de sustentabilidad ambiental como se logró alcanzar en el presente”, valoró Queiroz

 

Los socios de AMAYADAP recuerdan el ímpetu puesto en cumplir el sueño de la sede propia.

La defensa de las PyMEs madereras, su fortaleza

Pardal fue socio fundador de la cámara empresaria, siendo vocal suplente en la primera Comisión Directiva del año 1989. Tiempo después, fue ganando reconocimiento y fue elegido Presidente de la AMAYADAP en los periodos de 1992-1993 y 1995-1996; siguió durante más de ocho años en la representación de las PyMEs madereras en su cargo de Gerente durante el período de  2002-2010.

En representación de la cámara maderera integró la Comisión Directiva de la Federación Argentina de la Industria de la Madera y Afines (FAIMA) y fue Paritario Nacional. También fue consejero de la Cooperativa de Electricidad de Eldorado Ltda.

Entre sus grandes logros, los socios recuerdan el ímpetu puesto en cumplir el sueño de la sede propia, proyecto que junto a otros presidentes, como Francisco Brandstetter, impulsaron para recaudar fondos y alcanzar la meta.

Por el estatuto de la AMAYADAP, fue distinguido como “Socio Honorario”, reconocimiento otorgado al igual que a otros grandes luchadores como Don Lauro Irala, el Ing. Deogracias Durán y la Mónica Da Rosa.

De esta forma, el empresario comenzó a formar parte de la construcción de la historia foresto-industrial con verdaderos pioneros y dirigentes de la época que se unieron por una misma lucha, por el crecimiento y desarrollo de las PyMEs de la cadena foresto-industrial.

Para crecer necesitaban organizarse, y defender sus derechos para ganar un lugar de preferencia en la economía misionera. La meta fue lograda, hoy la actividad es reconocida como una de las provincias madereras más importantes del país y como un sector estratégico para el desarrollo sostenible de la Argentina.

Sus pasiones: la política, la madera y sus nietos

Juan Manuel Pardal nació el 31 de julio de 1942, en Luis Gillón, localidad de la provincia de Buenos Aires. En la década de los 80 viajó a Misiones junto a su familia. Se radicó en la ciudad de Eldorado e instalaron el aserradero “Pardal Hnos” en Colonia Victoria, municipio en el cual generó empleos con la industria de la madera y colaboró en forma permanente por su desarrollo local, hasta que finalmente la crisis económica del 2001 lo obligó a cerrar su empresa, pero continuó trabajando en y por el sector a través de la dirigencia en la AMAYADAP hasta el año 2011.

Con su esposa y gran compañera de vida, Susana Cabrera de Pardal -quien falleció hace apenas un año- conformó su familia, con sus cuatro hijos y sus nietos. Ricardo y Adrián que continúan con el legado del negocio maderero, y sus dos hijas Silvina y Cristina. Sus más cercanos relatan que su gran debilidad eran “sus amados nietos”.

Pardal fue una persona de fuerte compromiso social, ocupando espacios en el Municipio de Eldorado de acciones de bien público. En ese rol, fue Presidente del Club Social y Socio Honorario, además de miembro activo del Club de Leones.

En política, Pardal tenía su corazón radical, era un militante de convicciones que le encantaba debatir sobre política con altura y siempre con respeto a los demás oponentes, agregando su infaltable cuota de humor que lo caracterizaba.

Rovira y Amayadap, una reunión inesperada en Feria Forestal Argentina 2004. Juan Manuel Pardal en un mano a mano con el entonces gobernador de Misiones: concentración de tierras y posición dominante del mercado forestal de la ex Alto Paraná, impuestos a la mera compra e Ingresos Brutos, entre algunos de los temas que preocupaban a las PyMEs madereras que defendía el entonces gerente de la AMAYADAP.

 

Gratitud y reconocimientos en su memoria

Ex presidentes de la AMAYADAP, directivos, socios y colegas, destacaron, recordaron y despidieron con profundas emociones y gran pesar a quien destacaron como «un gran luchador por las PyMEs foresto-industriales de Misiones».

·         Favio Zuvela, ex presidente de AMAYADAP (2006 – 2008): “Nos ha dejado un verdadero foresto-industrial de “raza”. Juan Pardal no solo fue uno de los socios fundadores de la Asociación, Presidente y Gerente de la misma por muchos años, también fue integrante de la comisión directiva de FAIMA y llevó con mucha dignidad y equilibrio su función de representante paritario por varios años a nivel nacional. Es una persona que ha dado y dejado todo por nuestro sector, dio duras batallas a través de los años en defensa de la actividad. En lo personal solo tengo palabras de agradecimiento, ya que fue un verdadero maestro y amigo”.

·         Aníbal Toniolo, ex presidente de AMAYADAP (2002-2004 / 2008-2009): “Nos ha dejado un verdadero defensor de la foresto-industria, con muchos años de lucha por el bien común de la cadena forestal. Fue uno de los fundadores de la Asociación y a cumplido diferentes roles durante muchos años, siempre con aportes por el crecimiento del sector. Se fue un gran amigo. Te recordaremos siempre Juan Pardal”.

·         Liliana Dubrowski, Secretaria Administrativa de AMAYADAP (1993-2021): Lo voy a recordar con mucho afecto. Tenía siempre buen humor. Y era radical por excelencia, pero al mirar el cielo de un día de sol sin nubes, me decía: “Hoy es un día Peronista”. Siempre voy a estar agradecida por haber confiado en mí para el trabajo en la cámara. La anécdota es que siempre me recordaba que “me gané” el puesto por tener buena letra. Que es cierto!. Pero dicen que el día que me presenté, a Juan Pardal solo le quedó la “linda letra” que vio y así quedé seleccionada. Desde aquel día, un 8 de agosto de 1993, quedé contratada y hasta hoy continuo en la cámara. El se caracterizaba por tener un muy buen humor, le gustaba contar sus historias de vida. Su consejo era que “siempre los compañeros de trabajo deben llevarse bien, porque son las personas con la que más tiempo compartimos, incluso más que con nuestras familias. Es lindo recordarlo así”.

·         Alfredo Gruber, ex presidente de AMAYADAP (2004-2006): “Se ha ido un gran luchador del sector foresto-industrial. Socio fundador de AMAYADAP, fue presidente, paritario en FAIMA y gerente de la institución. Cuantas noches de reuniones hemos pasado juntos. Muchísimas veces no estuvimos de acuerdo, pero así es la vida de los apasionados. Te fuiste en silencio, cómo se van los grandes! Que en paz descanses, mis  sentido pésame a tus familiares”.

·         Adrián N. Parodi, ex presidente de AMAYADAP (1997-2000): “Es difícil expresar en pocas palabras lo que representa para la familia Parodi, y más aún en lo personal, la partida de un gran maestro y amigo como “Don Juan Pardal”. Fue un hombre que supo pelear por el sector desde sus inicios en la madera en su ciudad natal, en Luis Guillón (Bs. As). Con su familia, por los 80 se radicaron en Eldorado trayendo de tierras lejanas todo su empuje y conocimiento. Se dedicaron a la foresto-industria, además de participar intensamente en distintas actividades institucionales. No sólo bregando por el desarrollo del sector maderero si no también en clubes, instituciones sociales y colaborando en cuanto evento se produjera en nuestra querida Eldorado”. “En la AMAYADAP, Juan Pardal siempre se desarrolló con tesón y honorabilidad. Todavía recuerdo la gran participación que tuvimos en el desarrollo de nuestra querida 1ra. Exponam. Una gran pena nos invade a todos los que compartimos tantas luchas con él y aprendimos de su experiencia y templanza”.

·         Luis M. Hahn, integrante de CD de AMAYADAP: “Solo quedan buenos recuerdos de una gran persona. Cuánto trabajo dedicado al sector foresto-industrial.  A quienes lo conocimos de cerca, y sabemos de su acompañamiento permanente en la Comisión Directiva de la asociación, sólo nos queda decirles: MUCHAS GRACIAS JUAN!”

·         Gabriel Marangoni, ex presidente de AMAYADAP (2009 -2013): “Mis recuerdos para Juan Pardal es como un luchador de la industria de la madera y en ver el beneficio de la asociatividad de los empresarios en la defensa del sector”.

·         Harry  A. Weidenbacher, integrante de CD de AMAYADAP: “El fue el gran motor de la construcción de nuestra Sede Social propia. Recuerdo que muchos sábados por la tarde, era el promotor de convocarnos a los asociados de aquel entonces (1992–1993) para cepillar madera, pintar, levantar la estructura del techo. Hicimos muchas tareas manuales de construcción y Juan era el motor, el que insistía constantemente para poder terminar la sede propia. Y se logró… Fue una excelente persona”.

 

 

Fotos: Archivos ArgentinaForestal.com y gentileza AMAYADAP 

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *