La madera presentó en 2020 una creciente demanda de edificaciones sustentables y se posicionó como una solución potente para la arquitectura y la construcción

La Cámara de la Madera – CADAMDA- cierra este año satisfecha de haber desarrollado, a principios de año y previo a la pandemia, la que sería la plataforma de capacitación virtual más exitosa del país y de la región en cuanto a construcción con madera. “Sin dudas es el momento de avanzar hacia la tendencia internacional de la arquitectura sustentable en sus múltiples sistemas y con materiales con menos huella de carbono, que demandan menores recursos y que finalmente logran una vivienda con menor consumo de energía y más amigable con el medio ambiente”, destacó Daniel Lassalle, gerente de la cámara.

Fuente: Río Negro

 

BUENOS AIRES (16/11/2020).- Se trata de un campus virtual para la formación y aprendizaje en construcción sustentable con madera, en la que más de 900 arquitectos, ingenieros, maestros mayores de obras, profesionales de carreras afines y todos con ganas de aprender se prepararon con información, inspiración y herramientas sobre las ventajas y beneficios para usar más madera en la construcción, arquitectura y decoración.

En nueve meses de funcionamiento de los cursos virtuales, CADAMDA tuvo una cobertura realmente federal que, incluso, se expande al exterior. Las mayores cifras están en Buenos Aires, le siguen Córdoba y Río Negro.También se anotaron personas de Jujuy, Chubut, Santa Fe, La Pampa, Tucumán, Mendoza, Neuquén, Entre Ríos, Tierra de Fuego, Chaco y Formosa, entre otras.

El desarrollo del mercado de la construcción con madera es fundamental para la contribución al déficit habitacional, a la preservación del medio ambiente, al aprovechamiento de los recursos forestales del país y a la generación de empleo y bienestar en múltiples economías regionales.

“Sin dudas es el momento de avanzar hacia la tendencia internacional de la arquitectura sustentable en sus múltiples sistemas y con materiales con menos huella de carbono, que demandan menores recursos y que finalmente logran una vivienda con menor consumo de energía y más amigable con el medio ambiente”, destacó Daniel Lassalle, gerente de la cámara.

Según esta entidad, la construcción con madera podría contribuir con unas 50 mil viviendas extras por año ayudando a reducir el déficit habitacional, principalmente por la velocidad de ejecución de obra. En este sentido, se calcula que para la construcción de una vivienda de unos 60m2 con construcción húmeda demanda unos ocho meses para finalizar la obra.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *