Corrientes en llamas | Hace 13 días luchan contra un dantesco incendio de pastizales : se quemaron más de 10 mil hectáreas y cruzó al Parque Nacional Iberá

El humo y el fuego alrededor de la Reserva Natural Don Luis y del Parque Nacional Iberá se instaló hace varios días en el área de alto valor ambiental, por el acceso del Portal Cambyretá, en Ituzaingó. Desde el 18 de enero está cerrado este acceso a causa del incendio que se extendió en estos 13 días. Y así como hay gente irresponsable, inconsciente y negligente, carente de educación ambiental y responsabilidad social, hay otras que exponen su propia vida por defender la naturaleza de las llamas, y también su patrimonio.

 

Por Patricia Escobar

@argentinaforest

 

 

CORRIENTES (28/1/2022).- El Parque Nacional Iberá es el área protegida más grande del país. En sus 183.500 hectáreas está una de las mayores biodiversidades del mundo, entre pastizales y humedales, con 4.000 especies diferentes de flora y fauna. Sumado a las jurisdicciones de Parque Provincial y Reserva Provincial con campos privados, el Parque Iberá alcanza 1,3 millones de hectáreas. Cada hectárea tiene un valor ambiental incalculable en biodiversidad, y se encuentra amenazado por el fuego, ya que hace 13 días se encuentra activo un incendio en pastizales que se estiman ya afectó una extensión de 10 mil hectáreas.

La preocupación en la zona está latente, las llamas siguen avanzando y la lucha incansable de los brigadistas de Parques Nacionales y Guardaparques, bomberos voluntarios, Defensa Civil de Corrientes, Policía de Corrientes, y vecinos.

“La situación puede cambiar de un momento a otro y el riesgo que se vive es muy grande. En mi caso, al fuego lo teníamos a 150 metros de las viviendas, y todo lo nuevo que construimos de alojamiento durante la pandemia, un emprendimiento turístico a pulmón que hacemos en la Reserva Don Luis con la fundación junto a Miranda Collett y que aún ni siquiera había sido inaugurada. Estuvimos a punto de perder todo en las llamas.  Es indescriptible poder transmitirte todo lo vivido estos 10 días y aún el fuego sigue dañando pastizales, bosques nativos, y avanzando en áreas del Parque Nacional Iberá. Es desesperante, pero estamos a salvo y eso es lo que importa”, fue la respuesta al otro lado de la línea telefónica de Alejandra Boloqui, desde la reserva en Cambyretá.

Esta valiente mujer es una reconocida guía y empresaria turística en Corrientes, actual presidente de la Cámara de Turismo de la provincia, propietaria de una agencia de turismo, entre otros roles que en su emprendimiento junto a esposo Cepi Oporto llevan adelante en los Esteros del Iberá, la Reserva Don Luis.

Oriunda de Buenos Aires, Alejandra residió caso 8 años en Barcelona, España, hasta que regresó a la Argentina y con su esposo decidieron desarrollar su vida y su proyecto ecoturístico en la región de uno de los ecosistemas naturales más importantes del país.

El emprendimiento se ubica a unos 28 kilómetros de la Ruta Nacional 12, y una distancia de 50 kilómetros de Ituzaingó, por el acceso al Portal Cambyretá. Y hace 13 días que luchan contra el fuego.

 

Las consecuencias de realizar quemas rurales con índice de peligro extremo

Desde el domingo 16 de enero enfrentan un dantesco incendio de pastizales que se inició por la quema rural en campos ganaderos vecinos a unos 15 kilómetros de la reserva y se extendió hasta el Parque Nacional Iberá, donde se mantiene el combate controlado con brigadistas y guardaparques nacionales.

“Las causas se están investigando. Se estima el fuego ya afectó unas 10 mil hectáreas. Nosotros tuvimos discusiones con los vecinos unos días antes porque rige por ley en la provincia la prohibición de quemar desde el 2 de enero, sin embargo en los campos ganaderos siguen usando el fuego y en estas condiciones climáticas se extendió ese domingo una quema y no pudo frenarse hasta ahora. Y solo con una fuerte lluvia podría detenerse. Son tan intensas las llamas que no hubo manera ni siquiera con los aviones hidrantes que estuvieron en la zona e intentaron aplacar el fuego. Tuvimos todo a disposición, pero nada era suficiente, es imposible aplacar  este incendio”, relata Alejandra.

Se mostró muy agradecida con todos los que colaboran diariamente para tratar de controlar el incendio durante estos dramáticos días, tanto Defensa Civil, Plan Provincial de Manejo de Fuego, Policía, Bomberos Voluntarios , y especialmente los brigadistas y guardaparques de Parques Nacionales, Fundación Rewilding,  Fundación Cambyretá, además de vecinos y amistades que se acercaron para dar una mano ante la crítica situación que se enfrenta en momentos de mayor emergencia.

“Estamos rodeados de humo y focos de incendios. Fue una situación límite realmente lo que vivimos en dos oportunidades, donde tuvimos el auxilio de todos, y cuando pedíamos más ayuda por redes sociales, se comunicaban para ver cómo podían ayudarnos. El fuego casi arrasó con nuestro emprendimiento el domingo 16, pero después de mucho trabajo logramos controlarlo y frenar su avance hacia nuestro predio. Fueron días de locura todo lo vivido, éramos entre 33 personas luchando contra el fuego y logramos “zafar”. Además, en un contexto donde en Ituzaingó había incendios simultáneos y los bomberos a veces no podían venir, la temperatura era de 44 grados de calor, con fuertes vientos que nos complicaron más aún la situación. Pero nosotros seguíamos intentando frenar el avance del fuego a nuestra propiedad”, detalló la empresaria.

“Esta semana el incendio ya avanzó y cruzó los límites del parque, quemó parte del camping, algunas pasarelas, se salvaron algunos quinchos, aunque los árboles añosos, los bosques nativos y su biodiversidad se vieron en parte afectados. Esos árboles serán muy difíciles de recuperar. Y aun el fuego sigue”, describió  en la entrevista con ArgentinaForestal.com

La información que manejan en la zona indica que habría unas  10 mil hectáreas afectadas por el incendio hasta este viernes.

La zona se encuentra invadida por humo y las noches son naranjas ya que se observan focos en todo su alrededor en Cambyretá, arrasando con toda la biodiversidad del área natural y generando un importante impacto socioeconómico al turismo del lugar.

Se realizaron campañas para sumar voluntarios a la lucha contra el incendio desde la Reserva Natural Don Luis, y se presentaron cuatro valiosas personas para la tarea que queda en adelante, donde la lucha continua y la mayor esperanza para extinguir este incendio están puestas solamente con la llegada de las esperadas lluvias.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *