La cooperación transfronteriza registró avances en los acuerdos  por el agua y mejora entre los países vecinos en todo el mundo

El segundo informe de avances en el indicador del ODS 6 relativo a la cooperación respecto a aguas transfronterizas revela “una mejora” tanto en los informes presentados por los países como en los acuerdos alcanzados entre vecinos, aunque “aún queda mucho por hacer”, señala un reciente informe publicado por el sitio especializado español El Ágora Diario. Partiendo de que 153 países comparten aguas transfronterizas, las cuales representan más del 60% del flujo mundial de agua dulce, la importancia de la cooperación para su gestión equitativa y sostenible “es evidente”.

 

Fuente: El Ágora Diario

ESPAÑA (11/10/2021).- Las fronteras son un elemento fundamental de la historia de la humanidad, nacidas a raíz de nuestra imperiosa necesidad de mantener el control de los territorios. Y una de las fronteras naturales que abundan a lo largo y ancho de la geografía son los cauces de agua, que viajan sin cesar por nuestro planeta.

La meta 5 del Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) 6 se centra en la implementación de la gestión integrada de los recursos hídricos a todos los niveles y es única en cuanto a su objetivo en materia de cooperación transfronteriza.

Partiendo de que 153 países comparten aguas transfronterizas, las cuales representan más del 60% del flujo mundial de agua dulce, la importancia de la cooperación para su gestión equitativa y sostenible es evidente.

En concreto, el indicador relativo a esta materia es el 6.5.2, cuyos informes de progresos se publican a intervalos de tres años desde 2018 y brindan la oportunidad de hacer un balance de los avances logrados, poner de relieve las lagunas de datos y ofrecer sugerencias para acelerar el avance de la cooperación en materia de aguas transfronterizas.

El segundo informe sobre el indicador se ha publicado recientemente y supone una señal alentadora, especialmente en el contexto de la pandemia de covid-19, de que los países están cada vez más involucrados en el ejercicio de seguimiento de la cooperación en materia de aguas transfronterizas en el marco de los ODS.

De entre los 153 países que comparten las 286 cuencas fluviales y lacustres transfronterizas o los 592 sistemas acuíferos transfronterizos que hay en el mundo, 129 presentaron un informe nacional sobre el indicador 6.5.2 de los ODS para el segundo ejercicio de seguimiento, lo cual constituye una cifra impresionante y supone un aumento de 30 países con respecto al primer ejercicio.

 

 

Tres fronteras. Brasil, Argentina y Paraguay comparten acciones de cooperación

También se ha producido una mejora general en la calidad de los informes nacionales, ya que los países siguen trabajando con la Comisión Económica para Europa (CEPE/ONU); la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), y sus asociados.

Resulta especialmente esperanzador que, en algunos casos, el proceso de elaboración de los informes nacionales sobre el indicador haya dado lugar a la cooperación entre las partes interesadas a nivel nacional o entre países vecinos. Esta cooperación ha aportado importantes beneficios, como el hecho de que los países hayan conseguido entender mejor sus carencias y necesidades de datos sobre acuíferos transfronterizos.

Sin embargo, de los 101 países para los cuales se dispone actualmente del valor del indicador, solo 24 han comunicado que los acuerdos operativos comprenden toda la superficie de su cuenca transfronteriza.

De cara al futuro, tanto el propio ejercicio como los datos incluidos en los informes nacionales son importantes impulsores de la cooperación en materia de aguas transfronterizas a nivel mundial.

Dado que cada vez resulta más evidente que la cooperación en materia de aguas ofrece múltiples beneficios que trascienden con creces este recurso líquido, se hace necesario acelerar los avances.

De hecho, el agua desempeña un papel clave en la mitigación de la pobreza (ODS 1), la seguridad alimentaria (ODS 2), la salud y el bienestar (ODS 3), la energía no contaminante (ODS 7), la acción climática (ODS 13), la protección de los ecosistemas (ODS 14 y 15), así como la paz y la seguridad (ODS 16). Y todo ello, gracias a las alianzas (ODS17).

En consonancia con la Década de Acción de las Naciones Unidas y el Marco Mundial de Aceleración del ODS 6, este segundo informe sobre los progresos identifica una serie de formas de acelerar el avance de la cooperación en materia de aguas transfronterizas, incluida la intensificación del desarrollo de capacidades, el aprovechamiento de los dos convenios mundiales sobre el agua, la solución de los tradicionales obstáculos financieros, la capitalización de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Agua de 2023 para aumentar el apoyo político a la cooperación en materia de aguas transfronterizas, y un mejor aprovechamiento de la experiencia de los organismos de las Naciones Unidas y otras organizaciones internacionales.

 

Situación mundial

En lo que respecta a las cuencas fluviales y lacustres, Europa y América del Norte muestran la cobertura más completa de arreglos operacionales, puesto que 27 de los 42 países indican que al menos el 90% de su superficie transfronteriza de cuencas fluviales y lacustres está sujeta a ellos. Les sigue África Subsahariana, donde 18 de los 42 países indicaron que al menos el 90% de su superficie transfronteriza de cuencas fluviales y lacustres está sujeta a arreglos operacionales.

En cuanto a Asia Central, Meridional, Oriental y Sudoriental en su conjunto, solo 6 de los 15 países cuentan con este tipo de arreglos en al menos el 90% de la superficie de sus cuencas transfronterizas.

En el caso de América Latina y el Caribe, son solo 4 de los 22 países los que cuentan con arreglos para al menos el 90% de la superficie de sus cuencas transfronterizas. Por último, en la región de África del Norte y Asia Occidental, solo 1 de los 17 países declaró tener al menos el 90% de su superficie de cuencas transfronterizas cubierta por arreglos operacionales.

La situación en Europa y América del Norte también es la más avanzada en lo que respecta a los acuíferos transfronterizos, ya que 24 de los 36 países que comparten acuíferos declaran contar con arreglos operacionales para al menos el 70% de la superficie que estos ocupan.

Sin embargo, para la mayoría de los países de Asia central, oriental, meridional y sudoriental, América Latina y el Caribe, y África septentrional y Asia occidental, a pesar de la importancia de las aguas subterráneas en los climas áridos y semiáridos de gran parte de estas regiones, los arreglos operacionales solo cubren el 30% o menos de su superficie de acuíferos transfronterizos.

África Subsahariana presenta una situación más intermedia, aunque la mayoría de los países todavía declaran carecer de arreglos operacionales para los acuíferos transfronterizos o se encuentran con dificultades para obtener los datos necesarios sobre estos.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *