Investigadores de doce países europeos desarrollan métodos específicos para cuantificar la resiliencia de los bosques al cambio climático

Unas 20 instituciones y organismos de doce países europeos, participan del proyecto Resonate: Cadenas de valor forestales resilientes, potenciando la resiliencia a través de respuestas naturales y socioeconómicas. El encuentro que se está celebrando en la República Checa estos días permite en este sentido presentar el “primer acercamiento” de los investigadores tanto al área de estudio como a los agentes implicados. En tanto, en la Universidad de Vigo se realiza un análisis de la cadena de valor del pino en el noroeste peninsular.

 

Fuente: Universidad de Vigo

 

ESPAÑA (4/10/2021).- El proyecto Resonate fue seleccionado en la convocatoria Horizonte 2020 que tiene como objetivo definir una serie de estrategias de respuesta para mejorar la resiliencia y adaptabilidad de los bosques europeos a los efectos del cambio climático.

Representantes de las distintas entidades colaboradoras participan desde este domingo en República Checa en la primera reunión de trabajo de un proyecto coordinado por el Instituto Forestal Europeo (EFI).

Con una financiación de unos cinco millones de euros, una de las finalidades de Resonate es “desarrollar métodos específicos para cuantificar la resiliencia, no solo de masas arbóreas, sino de la cadena de valor forestal, que es algo realmente innovador a nivel europeo”, como señala el director de EE Forestal, Juan Picos, coordinador de participación de la Universidad de Vigo en un proyecto que incluye tanto a investigadores de esta escuela como al grupo Rede, de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales.

“El tema general del proyecto es la resiliencia de las masas forestales al cambio climático y otros cambios que puedan ocurrir en Europa”, dice Picos, quien destaca como uno de los factores más relevantes en esta investigación la integración de la resiliencia tanto económica como socioeconómica ”, explicó Picos, quien es el coordinador de EFI Marcus Lindner.

Con Resonate se buscará contribuir a la toma de decisiones que mejore la adaptabilidad tanto de los bosques como de las cadenas de valor asociadas a amenazas como sequías, incendios o plagas, pero también tomar en cuenta los efectos que en este sector pueden tienen “los cambios en la propiedad forestal, en las tendencias de los consumidores …”, señala Picos.

Hasta este jueves, la Universidad Checa de Ciencias de la Vida acoge los primeros días laborables de un proyecto que se extenderá hasta 2025 y en mayo celebró su reunión de lanzamiento de forma virtual.

“La idea es compartir los datos de cada uno en nuestros casos de estudio y el avance en cada uno de los planes de trabajo que brinda el proyecto”, dice el director de EE Forestal. Miembro del comité de dirección del proyecto, Picos representa a la Universidad de Vigo en este encuentro, que abarca una serie de mesas de trabajo centradas en los diferentes “paquetes de trabajo”, que combinan la asistencia presencial y virtual.

De hecho, junto con Picos participaron en Resonate los investigadores de EE Forestal Ángeles Cancela, Enrique Valero, Xana Álvarez, Julia Armesto y Laura Alonso, así como miembros del grupo Rede, pertenecientes a Ecobas, Pilar Piñeiro, Pol Fontanet, Fernando León, Carlos Rodríguez y Antonio Sartal.

La cadena del pino en el sur de Galicia y norte de Portugal

Estructurado en seis bloques, Resonate comprende una serie de “casos de estudio”, cuyo objetivo es integrar las diferentes líneas de análisis en un área geográfica específica, “cada una con una temática específica diferente”.

La EE Forestry y el Instituto de Investigaciones Forestales de Croacia son los encargados de coordinar esta línea de trabajo que, como señala Picos, abarca desde el análisis de los efectos de las sequías en Europa central, la prevención de incendios o naturalización de masas artificiales, efecto de repoblaciones, hasta el estudio de la cadena de valor asociada al pino en el sur de Galicia y norte de Portugal, un estudio realizado por investigadores de UVigo.

Es, como explica Picos, la “cadena de valor más larga” de esta zona geográfica, que incluye tanto a los propietarios de bosques como a industrias como el tablero y el mueble, los aserraderos o los fabricantes de pellets.

El encuentro que se está celebrando en la República Checa estos días permite en este sentido presentar el “primer acercamiento” de los investigadores tanto al área de estudio como a los agentes implicados.

Como apunta Picos, con la colaboración de la Agencia Gallega de la Industria Forestal (Xunta), otro de los socios de Resonate, se realizará “una serie de reuniones con empresas y entidades de ambos lados de la frontera, ya que la cadena de valor es la misma”.

En este sentido, señala que se trata de un estudio de caso que abordará también “la dificultad de caracterizar cadenas de valor transnacionales”, dadas las diferencias que pueden existir en cuanto a datos y estadísticas, así como normativas o administrativas.

Al mismo tiempo, esta primera aproximación al estudio de caso también nos llevó a centrarnos en las “amenazas” de esa cadena de valor, como los incendios o el nematodo de la madera de pino. Pero, señala, el estudio también se centrará en otros factores, “como el abandono del campo o la aparición de nuevos mercados, que pueden ser tanto una amenaza como una oportunidad”.

De la realidad global a la concreta

Paralelamente a los casos de estudio, el proyecto abarca el desarrollo de  diferentes bloques de trabajo, enfocados en la metodología, la resiliencia de los bosques y las cadenas de valor y la “integración de estas dos resiliencia y acciones de futuro”.

De esta forma, explica Picos, se busca “poder medir si los sistemas forestales son lo suficientemente estables para absorber los cambios que puedan venir”, lo que a su vez definirá “de qué formas se debe innovar o mejorar” para hacer frente a una serie de “Cambios predecibles”.

Un análisis que Picos define como una “calle de doble sentido”, para que la información referente al conjunto de la UE pueda ser analizada en las diferentes áreas de estudio, “que a su vez nos dará información contrastable a mayor escala”.

 

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *