Eduardo Rojas: “Falta aún reconocimiento de la política forestal, para gestionar los bosques se necesitan recursos”

El presidente de la organización de certificación forestal PEFC, una de las más importante del mundo, Eduardo Rojas, cree que la política forestal “no está reconocida en estos momentos” y considera que debería contar con más presupuesto, así como que una parte de los impuestos medioambientales tendría que ir a los bosques.

 

Fuente: Agencia EFE

 

ESPAÑA (31/12/2021).-  En una entrevista con EFE, el primer español en presidir el Programme for the Endorsement of Forest Certification (PEFC), una organización no gubernamental nacida en 1999 para impulsar la gestión sostenible de los bosques a través de la certificación forestal, con sede en Ginebra (Suiza) y que integra a organizaciones de 55 países.

Rojas, quien lleva poco más de un mes al frente de esta responsabilidad, a la que accedió por unanimidad, señala que uno de sus retos es que el PEFC pueda alcanzar una cobertura casi global en el mundo, lo que sería posible si sumaran 20 o 30 países más, incluso a aquellos que no tienen casi bosques pero sí consumo de madera y, por tanto, cadena de valor.

Este experto en política forestal internacional reivindica que actualmente el sistema de certificación del PEFC cubre 330 millones de hectáreas en el mundo -en España alcanza unos 2 millones de hectáreas-, y que está muy arraigado en los sectores de pequeña y mediana empresa, sobre todo en madera de sierra, construcción en madera o muebles.

El también decano del Colegio de Ingenieros de Montes lamenta la falta de reconocimiento que en estos momentos tiene la política forestal, lo que atribuye en el caso de Europa a que no forma parte de la PAC y por tanto solo recibe partidas “tangenciales”, y en el caso de España a que esas competencias están delegadas a las comunidades autónomas y cada una decide.

En su opinión, en las autonomías “se gasta mucho” en prevención y extinción de incendios, “donde no se quiere ahorrar para que no se critique, y al final eso se come al resto del presupuesto forestal”, lo que conlleva que haya “muy pocos recursos” para la gestión forestal, al tiempo que considera que sería “lógico” destinar una parte de los impuestos medioambientales a los bosques”.

El presidente de PEFC alerta de que los países “viven cada vez más de espaldas al mundo rural” y de que se está perdiendo la vinculación con ese ámbito, sin pensar que es “algo vivo”, donde hay gente detrás y que necesita recursos para poder gestionarlo, y opina que “falta bastante educación ambiental, y en los colegios los materiales educativos no siempre tienen el mejor enfoque”.

Doctor en Ingeniería de Montes por la Politécnica de Madrid, Rojas se incorporó a la Universitat Politècnica de València (UPV) en 2001, como profesor de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Agronómica y del Medio Natural (ETSIAMN), donde ha impartido docencia en silvicultura, ordenación forestal sostenible, recursos forestales europeos, viveros y repoblaciones, paisajística y jardinería, mejora genética forestal, energías renovables o cambio climático.

En 2004, Rojas fue nombrado subdirector de Coordinación Académica de la ETSIAMN-UPV, donde ha sido una figura clave en la elaboración del plan de estudios del nuevo Grado de Ingeniero Forestal y del Medio Natural, según fuentes de la UPV.

Además, es miembro del Instituto Universitario de Tecnologías de la Información y Comunicaciones (ITACA) de la UPV, y desde 2017 coordina el programa formativo que el Servicio Forestal Indio organiza para sus futuros ingenieros forestales en el extranjero.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.