“La investigación es la energía que moviliza un proyecto de desarrollo socio territorial sostenible, conocer su metodología es clave”, sostiene Miguel Ángel Almirón

En una entrevista con el doctor Miguel Ángel Almirón, coordinador académico de la nueva Especialización y Maestría en Gestión del Desarrollo Socio Territorial, antropólogo social, especialista en Desarrollo y Gestión Pública, Máster en Administración de Empresas y Doctor en Administración, e investigador en temas de Planeamiento del Territorio y Gestión de ciudades, se refirió al enfoque que se planteó para la nueva propuesta a los profesionales del medio y marcó su diferencial respecto a las carreras ya existente, las herramientas que brindará y los desafíos para este innovador enfoque profesional. hacia el desarrollo del bienestar humano.

Por Patricia Escobar

@argentinaforest 

 

MISIONES (30/4/2021).-La nueva Especialización y Maestría en Gestión en Desarrollo Socio Territorial que lanzó la Universidad Nacional de Misiones (UNaM), a través de la Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales, cuenta con un staff de reconocidos docentes y especialistas que suman más de 30, entre estables e invitados, en una duración de casi dos años.

En una entrevista con el doctor Miguel Ángel Almirón, coordinador académico de la Especialización y Maestría, antropólogo social, especialista en Desarrollo y Gestión Pública, Máster en Administración de Empresas y Doctor en Administración, e investigador en temas de Planeamiento del Territorio y Gestión de ciudades, se refirió al enfoque que se planteó para la nueva propuesta a los profesionales del medio y marcó su diferencial respecto a las carreras ya existente, las herramientas que brindará y los desafíos para este innovador enfoque profesional. hacia el desarrollo del bienestar humano.

“Considero que lo importante de esta carrera es que brinda un marco epistémico transversal a todas las disciplinas y problemas del desarrollo que nos aquejan. Proponemos un abordaje desde el problema y no solamente desde las problemáticas teóricas, estas no pueden ser soluciones enlatadas. Partimos del territorio en el que estamos como seres que conformamos un todo junto a los demás seres de la naturaleza porque también somos naturaleza”, reflexiona el especialista.

“Nuestra propuesta con la especialización y maestría parte desde el futuro que deseamos construir transformándonos desde el presente, es lo que se denomina Escenario Prospectivo. Partimos de la idea de que ninguna disciplina tiene la solución del todo pero si abordamos un problema complejo la solución no es simple. Se hace simple en la medida que concebimos que las soluciones deben ser un proceso de largo plazo y su abordaje debe ser transdisciplinar, esto incluye el saber y el deseo de los actores que forman parte del territorio-problema. La idea entonces es buscar soluciones de geometría múltiple, es decir en la escala que sea posible con las herramientas que involucren a la creatividad del ser humano donde él se sitúe”, explicó el académico.

Metodologías de la investigación

Las clases virtuales comenzaron en abril con un Seminario de Investigación dictado por el doctor Almirón, del cual también formaron parte las docentes, la doctora Alejandra Moreyra (INTA-UNLP) y la Magister Norma Oviedo (UNaM). “El Seminario de Investigación tuvo por finalidad que los alumnos se entrenen en la temática de investigación científica y tecnológica. Lo que en la jerga académica se denomina Epistemología y Metodología de Investigación, es un campo arduo pero apasionante. Un maestrando, tiene que manejar esas herramientas conceptuales para poder realizar sus trabajos finales, ya sea su tesis de Maestría o trabajo final integrador”, indicó el especialista.

La Epistemología se define a una rama de la filosofía que estudia los principios, fundamentos, extensión y métodos del conocimiento humano.

Almirón consideró que la investigación también es importante en la vida laboral, “es parte de la actitud estratégica y una palanca de la innovación al agregar valor al desempeño en la profesión”.

Para ello, la estrategia diseñada fue iniciar el posgrado desde el dictado de un seminario sobre Investigación. “De esta manera, los alumnos ya van trabajando los temas que les interesan, aquellos que los moviliza, les apasiona, o simplemente es lo que ya vienen haciendo en sus lugares de desempeño laboral. El trabajo final entonces puede llegar a ser una innovación para mejorar la performance de la institución, empresa o espacio social en el que se sitúan”, precisó.

Incluso, el alumno podrá ir eligiendo un tema de interés y el camino hacia la innovación es más llevadero. “La energía que mueve todo comienza por lo que a cada uno lo motiva y eso debemos tener en cuenta en la gestión del conocimiento”, remarcó Almirón en la entrevista con ArgentinaForestal.com.

El académico señaló que los docentes proponen las problemáticas, las teorías y metodologías desde el campo académico, pero aclaró que “siempre partimos del supuesto primordial de que los alumnos/profesionales asistentes tienen sus intereses y visiones particulares, eso es lo que se denomina a grandes rasgos aula invertida o también innovación disruptiva”, planteó.

De esta forma, logran que se produzca un diálogo, una negociación, una construcción colaborativa durante el cursado. “Los docentes ejercemos una vigilancia epistemológica pero los alumnos son los que definen el objeto de investigación y la utilidad pertinente de la producción. Esa utilidad tiene en cuenta un usuario, la sociedad a quien está destinada un saber, un problema a ser abordado. Todo esto dentro de un marco de respeto ético y de responsabilidad social del conocimiento a la que estamos obligados quienes trabajamos en la producción de un saber de carga pública”, sostuvo Almirón.

 

Territorialidad e inclusión

Al ser consultado el especialista en cómo se abordaría, por ejemplo, los procesos de inclusión para el desarrollo socio territorial (sea un barrio, una localidad, un proyecto, una ciudad) durante la especialización, respondió: “Para los que diseñamos la maestría y la especialización la inclusión es un tema central. No puede haber Ciencia y Tecnología sin pensar en los destinatarios. Es más, esos destinatarios deben ser participantes de la investigación, debe haber apropiación en la producción del saber por parte de la sociedad. Los actores en un territorio son protagonistas del saber, ese saber debe ser objetivado en colaboración con la academia y el Estado. No puede haber producción sostenible si no se tiene en cuenta a los involucrados en un problema. Este aspecto, además de responder a un planteo ético, impacta y reditúa en la productividad económica y la conformación de entramados de producción social”, concluyó.

El seminario de Investigación continuará con talleres, es decir con el seguimiento de los alumnos que desean avanzar en sus investigaciones. Además, continuarán con el segundo del cursado con otros seminarios temáticos que están ya programados. Se está cursando el Seminario de Teorías del Desarrollo, en mayo seguirá el programa con Derecho Ambiental y luego en junio con el seminario de Economía y Desarrollo Sostenible. “Todos a cargo de docentes de alto nivel académico y experiencia profesional”, aseguró Almirón.

 

 

Noticias relacionadas

UNaM: dictarán en Humanidades una Maestría y Especialización en Gestión del Desarrollo Socio Territorial

Con el español Josep María Llop Torné inauguraron la Maestría en Gestión del Desarrollo Socio Territorial de la UNaM

 

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *