La venta de las tierras de Pecom se definiría la semana que viene y Arauco no tiene competencia

En la provincia sigue el debate sobre el posible monopolio forestal

Misiones.- Sólo un grupo norteamericano se interesó por las tierras en Misiones, pero ofrece menos que el grupo chileno que maneja Alto Paraná. La operación se cerraría en poco más de 50 millones de dólares.

Fuente: Misiones On Line. Por Juan Carlos Arguello

La venta de los activos forestales que mantiene la familia Perez Companc en Misiones tendría los días contados. Fuentes allegadas a la operación sugieren que el negocio se podría cerrar entre el lunes y el miércoles próximo y el grupo chileno Arauco parece no tener competidores para quedarse con las más de 50 mil hectáreas. Hasta ahora es la única que hizo una oferta seria, ya que un inversor norteamericano que también se interesó por las tierras, no realizó ninguna. La venta se concretaría cuando en la provincia está cada día más candente el debate sobre el cambio de manos de las propiedades de Pecom y el posible monopolio forestal que se concretaría en caso de que Arauco, que en Misiones maneja Alto Paraná, se quede con las tierras. Según empresarios muy calificados del sector, JP Morgan-Chase, en calidad de agente de venta, habría efectuado una preselección entre las ofertas más razonables. La final se definiría entre el grupo chileno Arauco y Constitución, que en la Argentina operan como Alto Paraná, y un grupo inversor norteamericano, que fue asesorado por el empresario Stuart Navajas Artazas, dueño del diario El Territorio. Artazas negó a esta agencia tener algo que ver con la compra y dijo que Las Marías, la empresa familiar, tampoco está interesada en la operación. Navajas Artazas recorrió la arboleda de Goyo con un empresario estadounidense, guiados por el gerente forestal de Pecom, Daniel Maradei. Los chilenos habrían hecho una oferta tentadora que el grupo inversor. La misma se acercaría a los u$s50 M que pretenden por esas 59.850 hectáreas. Ese sería el único indicio fuerte del interés del empresario en esas tierras, pues JP Morgan no admite haber recibido oferta directa del empresario de Estados Unidos. Hace quince días, Pecom logró venderle al empresario Douglas Tompskins las áreas que poseía en Corrientes y en el Delta. La operación se cerró por poco menos de u$s15 M, y se sospecha que no serán explotadas para forestación, negocio en el cual el empresario no estaría interesado en incursionar. De hecho, se caracteriza por gastar fortunas en la compra de tierras por todo el mundo con el único objetivo de conservar espacios de reserva natural. Su actitud le valió el mote de filántropo, ya que invierte sin interés de sacar réditos económicos. La noticia conmovió a los empresarios forestales locales, quienes sospechan que el verdadero interés del ex dueño de la firma de vestimenta deportiva Spirit es el agua, recurso escaso a nivel mundial. Ahora se espera el arribo de inversiones en aserraderos de Córdoba, en donde se registró una explosión de demanda de madera. Esto es así porque 80% de las necesidades de abastecimiento de la provincia provenía de Misiones, pero el encarecimiento del transporte llevó a los consumidores a abastecerse localmente. subtitulo/El debate en Misiones/subtitulo La Cámara de Diputados aprobó el jueves una resolución que será enviada al Congreso de la Nación con el objetivo de que se legisle la prohibición de la venta de tierras a capitales extranjeros -sean empresas o particulares- con menos de diez años de residencia en el país. La idea es frenar la llegada de capitales extranjeros que compren tierras de pequeños productores misioneros. La resolución elevada al Congreso pide expresamente que se prohíba la venta de tierras de más de una hectárea a cualquier capital extranjero con menos de diez años de trabajo en la Argentina. Lo novedoso es que el proyecto fue elaborado por estudiantes que participaron en el último Parlamento Juvenil que se realizó el mes pasado. El proyecto juvenil, elaborado por Analía Caruk y Luis Toledo del Bachillerato Laboral Polivalente 3 “Guillermo Furlong” de Campo Viera, coincide con uno presentado por los legisladores Hernán Damiani y María Nilda Sodá en el Congreso nacional que prohíbe adquisición de inmuebles rurales en todo el territorio de la República por personas extranjeras, físicas no residentes o jurídicas no autorizadas para funcionar en el país. Para tal efecto se considera persona jurídica extranjera, entre otras, a la que estuviera constituida en el extranjero o a la que está constituida en el territorio nacional pero en el que capitales foráneos sean propietarios directa o indirectamente del paquete accionario mayoritario o cuenten con la cantidad de votos necesarios para formar la voluntad social en las asambleas de accionistas. De igual modo a la que tenga su sede social o principal explotación instalada en el exterior o su órgano de control o de gobierno estuviere integrado por ciudadanos extranjeros, en proporción de un cincuenta por ciento o más. La preocupación por el control de las tierras se desató con la fragmentación de uno de los últimos capitales argentinos que todavia subsistían en medio de la crisis. Cuando parte del capital accionario de Pecom se vendió a Petrobrás, la provincia de Misiones se convirtió en punto de atención por el manejo de los recursos naturales de la empresa de Goyo Pérez Companc. Es que Pecom tiene en Misiones más de 50 mil hectáreas forestales de las cuáles 20 mil pertenecen a una reserva natural, que cambiaría de manos cuando se concrete la venta definitiva. La preocupación principal es que las propiedades pasen a manos del holding chileno Arauco, que se quedaría con una gran parte del territorio misionero. Desde la empresa, que maneja Alto Paraná en la provincia, desmintieron que si se quedan con las tierras de Pecom vayan a utilizar la reserva ecológica con otros fines, pero los legisladores de todas maneras quieren asegurarse. Anoche también aprobaron otro pedido de informes al Poder Ejecutivo para que se aclare la real extensión de las propiedades de Pecom en Misiones para elaborar futuras leyes de preservación del parque. En otro proyecto también impulsado por el justicialismo, pretenden saber quiénes son los poseedores de más de 50 mil hectáreas en Misiones. Un dato que es manejado en reserva por los diputados del oficialismo es que Pecom tiene más tierras de lo declarado y que no paga impuestos por al menos cinco mil hectáreas.

Fuente: Misiones On Line. Por Juan Carlos Arguello

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *