Gauto reafirmó el respaldo del gobierno al sector

Clara voluntad política de fortalecer la ley 25.080

Aseguró que la Nación se comprometió a destinar el remanente del presupuesto de 30 millones de pesos y hacerlo efectivo antes del 31 de diciembre de 2004. Acerca del abastecimiento de materia prima, indicó que “existe madera en abundancia, aunque es necesario analizar la calidad y planificación del negocio”, dijo.

Por Patricia Escobar

MISIONES(30/9/2004).- El Subsecretario de Bosques y Forestación del Ministerio de Ecología, RNRyT, Juan Angel Gauto, respondió al reclamo de las principales entidades vinculadas al sector foresto-industrial de la provincia (Afoa NEA, Afome, Amayadap, Apicofom, entre otras), para que el gobernador Carlos Rovira acompañe el desarrollo forestal y garantice el cumplimiento de la operatoria de la Ley 25.080 de Inversiones para Bosques Cultivados. En principio, el funcionario consideró que “el temor, creo que está más relacionado en una dificultad de comunicación, y la interferencia eventual, que intenta deformar el proceso de acción que existe tanto en Nación y Provincia, dado que ambas estamos trabajando en forma conjunta y activamente en el fortalecimiento de la norma”. Por otra parte, adelantó que la Nación se comprometió a destinar el remanente del presupuesto de 30 millones de pesos, que se hará efectivo antes del 31 de diciembre de 2004. El anuncio se realizó en el marco de una reunión que se realizó el pasado miércoles en Buenos Aires. El funcionario señaló que la reunión fue de “gran importancia” para la actividad, dado que fue el primer encuentro institucional convocado por la Secretaría de Agricultura con los responsables del área forestal de las provincias. “Estamos avanzando en la elaboración de un nuevo plan de trabajo que permita perfeccionar el mecanismo de la norma. Queremos instrumentar un sistema que permita conocer con claridad el estado actual y los avances de los expedientes presentados”, explicó. De esta manera el funcionario, si bien reconoció que las dificultades existen, negó que la operatoria se encuentre “paralizada” o que sea el fin de la misma. “De parte de la Nación existe una ratificación permanente de la ley, dado el abordaje que desde hace unos meses se viene dado desde el organismo de aplicación (Secretaría de Agricultura), pero que se vio perjudicado por la investigación que afectó a la Dirección de Forestación, éste es el único problema administrativo que existe y que es de dominio público”, remarcó. La denuncia anónima sobre el área forestal disparó las dudas sobre la aplicación de los beneficios que otorga la norma y hoy se enfrentan ante una auditoría. “Esta situación complica el estado de gestión, pero está en camino de solución”, aseguró el Subsecretario. subtitulo/Disponibilidad de madera/subtitulo Gauto también fue consultado sobre el debate que se plantea en el negocio foresto-industrial sobre las dificultades en el abastecimiento de materia prima. Al respecto, afirmó que “madera existe, y en abundancia. Esto lo dicen las herramientas técnicas que son los inventarios forestales de Misiones y de Nación. Ahora, la discusión debiera pasar por la calidad de madera o el diámetro del material. Podría discutirse en manos de quien está, pero también hay que replantearse de que manera cada uno va generando su previsión y planifica su negocio industrial. Esta es una regla de libre mercado entre forestadores y consumidores industriales, y en este complejo mercado probablemente a algunos les falte materia prima y otros tengan sobre stock”. En este sentido, en relación a la responsabilidad que le compete al Estado de apuntalar el capital de bosques cultivados, aseguró que “las decisiones están tomadas, estamos entregando 1.300.000 plantines para que pequeños y medianos productores replanten; la semana que viene llegarán investigadores cubanos para avanzar –por medio del Parque Tecnologico- en la instalación de la biofabrica que permitirá disponer del mejor material genético en manos de pequeños productores, no estamos apuntando al gran forestador, sino aquellos plantadores de 5, 100 o 200 hectáreas. De esta categoría hay fácilmente 6000 productores en la provincia, y solo alrededor de 300 tendrán industrias, el resto serán oferentes del mercado”, pronosticó.

Por Patricia Escobar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *