Imprimir
PDF
07
Octubre
2016

Misiones: Se reaviva la política forestal provincial con la herramienta de un plan estratégico y un instituto para el sector

Compartir en FacebookCompartir en Twitter

InstitutoEl productor y académico Rubén Costas se refirió a las dos leyes sancionadas son “muy positivas, con el INFOPRO se mejora la institucionalidad forestal misionera”, dijo. Consideró que la situación difícil que atraviesa el sector, con pérdidas de puestos de trabajo, se debe a causas externas e internas que se combinan. “La recesión económica nacional y los costos excesivos de logística y tributarios, hacen casi inviable las posibilidades de exportación de madera desde Misiones. Por ello, se requiere atenderlas y regularlas de acuerdo a cada momento”, agregó en relación a la intervención que en adelante tendrá el Estado en el mercado forestal.

 

 

 

Por Patricia Escobar

 

MISIONES (7/10/2016).- Se reaviva la política forestal provincial con la herramienta de un plan estratégico y un instituto que apunte a mejorar la institucionalidad del principal sector productivo y económico de Misiones.

 

Por medio de la aprobación de la Cámara de Diputados, la semana pasada el legislador y ex gobernador, Carlos Rovira, avanzó en la propuesta de ley de creación de un Plan Maestro Forestal que buscará contribuir al desarrollo de la foresto-industria de manera sustentable en la región. Se trata de una nueva etapa, donde se impulsará un régimen de promoción de inversiones en emprendimientos productivos que atiendan la realidad local. La autoridad de aplicación será la Subsecretaría de Desarrollo Forestal.

 

Por otra parte, en la misma sesión se aprobó la ley de creación de un nuevo Instituto Forestal Provincial (INFOPRO), iniciativa del legislador Hugo Escalada, quien con anterioridad debatió en la Comisión Desarrollo Forestal, Agropecuario y de Cooperativa, con actores de la actividad para realizar las modificaciones técnicas y operativas necesarias al proyecto que permita.

 

En los últimos años, ArgentinaForestal.com reflejó con varias posiciones y entrevistas, la preocupación de los productores por los bajos precios del chip, raleo y subproductos forestales, y la demanda de la intervención del Estado con la creación de un instituto forestal simular al INYM (Instituto Nacional de la Yerba Mate) en cuanto a la participación de toda la cadena productiva en un espacio de discusión.

 

En el año 2004, la posición del ex gobernador Ricardo Barrios Arrechea ya expresaba, en aquel entonces, que “el desarrollo socio-económico de la actividad demanda la creación de un organismo de contralor para lograr un crecimiento equitativo entre las grandes inversiones y productores primarios. “Es necesario crear un ámbito de control. La economía domina la actividad, pero es una decisión política intervenir por una distribución equitativa”, había advertido Barrios Arrechea.

También en 2006, desde el Colegio de Ingenieros Forestales de Misiones los profesionales Eduardo Stirnerman y José Cabral, ex presidente y ex vicepresidente respectivamente del Colegio habían manifestado su apoyo a la “creación de un ente autárquico propio, amplio, y con manejo de los fondos de fomento y promoción de la actividad -sostuvieron en un escrito titulado Una agenda para el sector forestal- como el Instituto Nacional de Yerba Mate (Inym), constituido luego de una larga lucha en la búsqueda de la regulación del mercado”.

 

Y en el último año y medio fue el investigador y docente de la Facultad de Ciencias Forestales de la UNaM, Rubén Costas, quien volvió a colocar en la agenda pública el debate frente a su preocupación por lo que consideraba un desequilibrio en el mercado y planteaba la urgencia de trabajar desde el Estado en la búsqueda de un “precio justo” para el forestador pequeño o mediano de la provincia.

 

Costa participó de las reuniones de comisión legislativa y tras conocer la noticia de la sanción de la ley de creación del INFOPRO expresó que con este nuevo espacio “se mejora la institucionalidad forestal misionera”.

 

Consideró que la Cámara de Diputados de la provincia dio un paso positivo al sancionar la ley de creación del Instituto Forestal Provincial, que entre otros aspectos, prevé la participación en su directorio de representantes de productores primarios, del sector industrial y de los obreros madereros. Pero también advirtió que “su éxito dependerá de los aportes de sus integrantes y de la voluntad del gobierno de articular políticas y ponerse al frente para reactivar al sector más importante de la economía provincial”.

 

¿Qué función cumplirá el Instituto?

Respecto del espectro de temas que podrán tratarse en el nuevo INFOPRO, Costa manifestó que “superó las expectativas de lo reclamado en notas periodísticas y reuniones con funcionarios durante 2015 y 2016, sobre el problema crónico de precios de trozas pulpables y de astillas, con destino a las industrias celulósicas. Complementariamente se necesita mejorar la institucionalidad que gestiona desde el Estado provincial, y sobre todas las cosas acordar y tener una política activa para afrontar nuevos desafíos y aprovechar oportunidades”, sostuvo el académico.

 

“Tenemos un capital natural extraordinario con los bosques nativos y la biodiversidad que alberga, que debemos preservar de manera inteligente como el bien estratégico más importante de la provincia. Tenemos los bosques implantados con mayor tasa de crecimiento del país y una foresto-industria instalada con inmensas posibilidades de abastecer el mercado interno y generar divisas con la exportación. Y por sobre todo, una provincia con gente que por un lado valora y cuida los recursos naturales y por otro lado demuestra día a día su capacidad productiva, que genera y distribuye bienes y servicios. Ese capital provincial requiere de acompañamiento activo del Estado”, indicó en la entrevista con ArgentinaForestal.com

 

Por otra parte, analizó la situación difícil que atraviesa el sector forestal misionero, con pérdidas de puestos de trabajo en la foresto-industria, y sostuvo que “se debe a causas externas e internas que se combinan, como la recesión económica nacional y los costos excesivos de logística y tributarios, que hacen casi inviable las posibilidades de exportación de madera aserrada y re-manufacturada desde Misiones”.

 

En este aspecto, consideró que “se requiere atenderlas y regularlas de acuerdo a cada momento. Bajar la carga tributaria provincial mejoraría la competitividad del sector, y la mayor actividad redundaría inclusive en mayor recaudación fiscal”, remarcó el profesional.

 

 

 

Competitividad global

 

El desafío del sector forestal de Misiones trasciende el mercado interno, ya que el potencial de recuperación y desarrollo está en lograr competitiva en el mercado global para lograr inversiones. “Sobre éste último aspecto, puede verse el activismo del gobierno de Corrientes en búsqueda de inversiones industriales y energéticas forestales. Muy próximas a concretarse, debido a las ventajas que la provincia hermana les estará ofreciendo”, admitió Costas.

 

Por otro lado, Argentina afronta un problema serio de disponibilidad energética, donde Misiones tiene una gran oportunidad de generación “limpia y renovable” de energía eléctrica, a través de la biomasa producida en los bosques implantados.

 

En la licitación actual realizada por el Ministerio de Energía de la Nación, bajo el programa RenovAR, que cuenta con apoyo fiscal y crediticio, se presentó un solo proyecto desde Misiones. “Dado que hay madera suficiente, es cuestión de apoyar a las empresas foresto-industriales medianas dispuestas a desarrollar usinas de hasta 5 MW y traer inversores externos para instalar usinas mayores. Misiones comprará menos electricidad, habrá más fuentes de trabajo y un mercado más para el “raleo” y las astillas de madera”, indicó.

 

En teoría, este nuevo escenario “debería” mejorar el precio de la materia prima, pero por las dudas el tema deberá estar en la agenda del INFOPRO.

 

De esta manera, respecto de la Ley de creación del INFOPRO, consideró el académico que es “ novedosa y a primera vista resulta interesante, que debería continuarse con la unificación en un organismo provincial que implemente las políticas forestales de manera armónica”, dijo.

 

En la actualidad, las principales leyes nacionales que rigen al sector son la 25.080, referida a bosques implantados y promoción foresto-industrial, y la 26.331 sobre bosques nativos. En Misiones hay dos ministerios como organismos de aplicación. “En el territorio provincial ambos tipos de bosques conviven y le dan la fisonomía al paisaje, que otorga a Misiones la identidad única en el país. En las chacras y en propiedades de empresas suele ocurrir el fenómeno de “Conservación de la Biodiversidad en Paisajes Productivos Forestales”, promovido por organismos nacionales e internacionales. Aunque a nivel nacional persiste la misma fragmentación indeseable de gestión institucional, las dos leyes citadas han sido articuladas para favorecer el desarrollo forestal integral”, analizó el profesional.

 

Siendo Misiones la provincia más desarrollada en la cadena foresto-industrial del país, podría dar el ejemplo de contar con un organismo de conservación y producción forestal “que nos represente activa y firmemente a nivel nacional y con la menor burocracia posible favorezca la gestión de proyectos de los profesionales y emprendedores forestales”, concluyó Costas.

 

El legislador Hugo Escalada, autor de la iniciativa legislativa, resaltó la importancia de “contar y trabajar con madera tipificada, desde el productor al industrial, aunar esfuerzo y tecnología para lograr ingresar en mercados internacionales, incentivar el consumo de madera en la población Argentina”.

 

“Además, trabajar en cuestiones políticas que permitan tener voz y voto en la definición de directrices de los gobiernos, ser un sector presente e involucrado social y ambientalmente, que la sociedad entienda las bondades del bosque, de la madera en su vida cotidiana, que sienta defender el sector al igual que lo siente con el agropecuario”, agregó.


Plan Maestro, un viejo anhelo

 

En el año 2002, el ex gobernador Carlos Rovira, actual presidente de la Cámara de Diputados de Misiones, junto a quien en ese momento fuera el Ministro de Ecologíam Miguel Angel Alterach, y el subsecretario de Bosques y Forestación, Juan Gauto (actualmente subsecretario de Desarrollo Forestal), presentaron el Plan Maestro Forestal al 2020 que fue concebido como la estrategia del Sector Forestal de la Provincia de Misiones el que contiene las directrices de una política forestal global sobre los bosques nativos y los bosques implantados.

 

Finalmente, 14 años después, lo convirtió en Ley. El plan apunta a la inclusión de una mayor cantidad de misioneros en el desarrollo socio-económico sustentable; al incremento del valor de la riqueza foresto-industrial; al manejo sustentable y la competitividad de las plantaciones; y al uso óptimo sustentable de la biomasa forestal de bosques cultivados.

 

Para ello, brindará apoyo a la investigación y transferencia de tecnología en bosques cultivados e industrias forestales; a la prevención, el control de plagas y el manejo del fuego; el mejoramiento de viveros y de la genética aplicada; y el mejoramiento de la competitividad de las cadenas foresto-industriales.

 

En los fundamentos de la norma de creación del plan, Rovira advierte que para cumplir el objetivo propuesto “se requiere de emprendedores del desarrollo foresto-industrial con elevada proactividad al cambio tecnológico y a mejores prácticas productivas”.

 

“Debe sumarse a esto el apoyo de una sociedad global responsable, y centralmente requiere un Estado presente y de políticas sustantivas y activas, con un régimen de promoción de las inversiones que se efectúen en emprendimientos foresto-industriales de pequeños productores, micro, pequeñas y medianas empresas”, agregó.

 

“Estamos en presencia de un programa de raigambre nacional, financiado por entes internacionales, consistente en planes estratégicos aplicados año tras año, volcando planes operativos para cada caso debidamente aprobados”, sintetizó el presidente de la Cámara.

show_section: Política y Economía