Nanocristales de celulosa serán utilizados para implantes de oídos

El investigador Michael Hausmann, del Laboratorio Federal Suizo de Ciencia y Tecnología de Materiales (EMPA), está usando celulosa y una impresora 3D para hacer orejas.

Fuente: Diario Salud

BRASIL (12/2/2019).- Por el momento, la oreja impresa es entera y exclusivamente hecha de nanocristales de celulosa y un biopolímero. Pero el objetivo es incorporar tanto células humanas como sustancias terapéuticas en la estructura de base, a fin de producir implantes biomédicos.

“En el estado viscoso, los nanocristales de celulosa pueden fácilmente ser conformados con otros biopolímeros en estructuras tridimensionales complejas. Una vez reticuladas, las estructuras permanecen estables, a pesar de sus propiedades mecánicas blandas”, explicó Hausmann.

Él ahora está analizando cómo los condrocitos (células de cartílago) pueden ser integrados al soporte para producir tejido de cartílago artificial.

Una vez que logra que las células colonizen el hidrogel, los compuestos basados ​​en nanocelulosa en forma de una oreja pueden servir como un implante para niños con una mala formación auricular hereditaria como, por ejemplo, en la microtia, donde el oído externo no se desarrolla completamente .

Una vez que el tejido artificial ha sido implantado en el cuerpo, la expectativa es que el material polimérico biodegradable se degrade a lo largo del tiempo.

La celulosa en sí no es degradable en el cuerpo, pero es biocompatible. Sin embargo, no es sólo su biocompatibilidad que hace de la nanocelulosa el material perfecto para servir como soporte en implantes. “Es también el desempeño mecánico de los nanocristales de celulosa que los hacen candidatos tan prometedores, porque las fibras minúsculas, pero altamente estables, pueden reforzar el implante producido muy bien,” dijo Hausmann.

 

TE PUEDE INTERESAR

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *